Huawei Mate 20 Pro, análisis: ¿es el teléfono más potente del momento?

El formato “todo pantalla” es ya un estándar en la industria de la telefonía de alta gama y Huawei no pensaba quedarse atrás en semejante tendencia. Así nace el Mate 20 Pro, un smartphone dentro de su famosa gama mate que se sustenta en tres pilares fundamentales: diseño, cámara y batería. Hoy vamos a conocerlo más a fondo.

Podemos afirmar que la jugada a la firma china no le ha salido nada mal. El teléfono tiene una apariencia que enamora a simple vista, una cámara principal que puede competir con dignidad con los más grandes del momento y una batería que dura más de lo que todos esperábamos -me incluyo. Viene además con un lector de huellas integrado en pantalla que responde muy bien (siempre que coloques correctamente el dedo, sin inclinaciones) y un panel de borde a borde que es una delicia mirar.

No todo es de color de rosa en el teléfono, claro. Es un teléfono notablemente “alto” si se compara con otros equipos lo que puede no ser del gusto (ni comodidad) de todos, viene con una capa personalizada que tapa la experiencia Android y su notch o muesca es considerable.

¿Necesitas este teléfono en tu vida? Bien, voy a intentar responderte a ello contándote mi experiencia con él.

Prueba del Huawei Mate 20 Pro

Su pantalla es lo primero que te llamará la atención cuando veas este teléfono. El Mate 20 Pro disfruta de un panel con un tamaño de 6,39 pulgadas de tipo OLED con resolución 2K+ (esto es, 3.120 x 1.440 píxeles). Esto se traduce en unos colores muy vibrantes y una definición más que suficiente al ojo humano para disfrutar de imágenes bien definidas.

Ver (y editar) fotos, disfrutar del nuevo videoclip de Rosalía en máxima resolución en YouTube, ver una serie en Netflix -¿adivinas cuál estoy viendo?- o jugar a Asphalt 9 son tareas que cobran especial sentido en un teléfono así donde la calidad de imagen (y potencia en el caso del juego, claro) es incuestionable.

Huawei Mate 20 Pro

Algo que a veces me molesta sin embargo son sus bordes. El edge-to-edge se le está yendo a los fabricantes de las manos y ya no les basta con dejarnos la pantalla de un extremo a otro del teléfono sino que tienen que curvar los lados, creando un bonito efecto óptico y de sensación infinita de la pantalla que a veces, sin embargo, te hace tener un poco la sensación de que se desfigura un poco la imagen en los extremos.

Huawei Mate 20 Pro

Igual ocurre con la altura del teléfono. Nunca pensé que hablaría de lo alto que es un teléfono, pero, sí, el Mate 20 Pro es muy alto. Y eso a las manos pequeñas gusta poco. Tengo una mano de mujer de tamaño estándar y a veces me incomoda no llegar con una mano a todo el área de la pantalla, obligándome a utilizar la otra o a ir deslizando el teléfono con cuidado por la palma para llegar a la zona que quiero. Lo sé, es un mal del que pecan cada vez más teléfono en esta nueva tendencia de hacerlos cada vez más grandes, pero tenía que avisarte.

Huawei Mate 20 Pro

En cuanto a la cámara, Huawei ha hecho un “a por todas” en toda regla. El teléfono monta nada menos que tres sensores de 40, 20 y 8 megapíxeles. Se dice adiós al sensor monocromo -ese que hacía fotos solo en blanco y negro- a favor de tres tipos de lente con distintas capacidades de captura (y apertura).

[imagen del cuadrado de la cámara señalando que el hecho de sobresalir hace que el embellecedor pierda el negro]

El sensor de 40 megapíxeles es un angular y resulta ser el más luminoso de todos (f/1.8). Le sigue el de 20 megapíxeles que es otro gran angular (pero “vitaminado”, cogiendo aún más espacio de la escena) con apertura f/2.2; y por último tenemos el sensor de 8 MP con lente teleobjetivo que es el que te va a dejar hacer zoom (de hasta 10 aumentos).

Vamos a ver algunas fotos de ejemplo que te van a ayudar a entender las posibilidades de la cámara y cómo rinde determinados escenarios y situaciones: a 40 MP (con recorte en tamaño real), en modo súper gran angular y con zoom a 3  y 5 aumentos.

huawei mate 20 pro - foto 40 mp

El teléfono hace tomas muy decentes en situaciones complicadas como cuando existe una gran contraluz, aunque podría definir todavía mejor el fondo de la escena (en cuestión de colores, sin sobreexponer tanto) y también en escenas nocturnas, donde, por ejemplo, encontramos un salto cualitativo a nivel de balance de color y contraste respecto a la generación Mate anterior (Mate 10/Mate 10 Pro) -peca un poco de saturación de hecho en esta nueva hornada del 2018.

Foto día Mate 20 Pro

foto dia mate 20 pro

No puedo hablar de la cámara sin mostrarte cómo se defiende a la hora de hacer retratos, uno de los modos posiblemente más usados hoy en día en fotografía móvil. Lo comparamos para ello con uno de los reyes del modo retrato actualmente, el Google Pixel 3 -ojo sobre todo a las diferencias de trato de color. Igualmente su sensor frontal de 24 MP se defiende bastante bien a la hora de hacer selfies.

Las opciones de captura de la app de la cámara del teléfono no terminan aquí. Además de venir con un modo “Profesional” donde vas a poder tocar muchos parámetros como la ISO o el enfoque, el Mate 20 Pro ofrece un modo Macro -solo disponible si tienes activada la Toma inteligente (la tienes en Ajustes)- bastante bueno y un vistoso efecto llamado “Color con IA” que posiblemente solo uses dos veces en tu vida, pero que no deja de ser otra demostración de las posibilidades de la cámara -a la hora de grabar vídeo puedes dejar toda la escena en blanco y negro menos cuando la IA identifica a personas, que salen a color.

macro mate 20 pro

Y vamos con el tema de la batería, posiblemente uno de los aspectos más destacados de este teléfono. Y para ello nada mejor que contarte algunos días de intensidad de uso diferente que he tenido para que te hagas una mejor idea de su autonomía.

Un día por ejemplo mi jornada empezó a las 4:40 AM. Desde las 5:20 estuve en 4G y llegué a casi las 11 de la mañana con el 74% tras consultar correos, WhatsApp, Instagram y recibir algunas llamadas. Tras dos horas de modo avión, llego a otro país en el que activo el modo roaming. Llegan las 16:30 con el 45%, tras seguir en roaming y haber utilizado el teléfono como cámara de fotos para un evento de presentación de producto y subir Stories a Instagram sin parar como si me creyera influencer. Paso toda la tarde en roaming, subiendo más vídeos a Instagram y consultando el correo. Llegan las 21:10 con el 20% de batería y continúo subiendo algunas fotos a la red social y utilizando WhatsApp (WA) y Telegram. La batería se estira hasta las 2:45 AM (sí, ha estado casi 24 horas) cuando el teléfono se apaga.

Otro día que merece la pena señalar en realidad no implica una sino casi tres jornadas seguidas sin cargar. Y es que me levanté a las 8:30 AM y a las 18:28, tras todo el día conectada al WiFi, con navegación puntual por webs, visto YouTube con los auriculares Sony WH-1000XM3 conectados, abierto varias veces Instagram y WhatsApp y recibido una llamada, estoy al 81%. Cuando decido irme a dormir, a las 00:31, el teléfono está al 70% por lo que decido no cargarlo.

Al siguiente día mi jornada empieza a las 8:44 con un 68% de batería (ha caído un 2% en la noche). Durante todo el día uso prácticamente Instagram y WhatsApp, siempre sobre WiFi, y solo estoy unos 45 minutos fuera de casa sobre 4G. Llego al final del día con el increíble 40%.

Me propongo ver hasta dónde es capaz de llegar el teléfono así que tampoco lo cargo esa noche. Al día siguiente me sigue dando tiempo a usar el teléfono en casa, sobre WiFi, consultando redes sociales y editando alguna foto. Llego a las 19:00 de la tarde (aprox.) antes de que el teléfono se apague por completo.

Opinión del Huawei Mate 20 Pro

El teléfono de Huawei tiene muchas buenas cualidades pero si solo pudiera quedarme con una, sería, sin lugar a dudas, su batería. Mi relato sobre la autonomía del teléfono te habrán dejado dos cosas claras: que tengo unos horarios de sueño un poco raros a veces y que este teléfono sobresale por encima de gran parte de su competencia directa en este aspecto, dado una tranquilidad extra a los que nos movemos mucho y no siempre podemos echar mano de un enchufe.

Huawei Mate 20 Pro

Como ya adelantaba al inicio del artículo, su diseño enamora al igual que su pantalla y todo se mueve con fluidez y potencia gracias a su corazón Kirin. El sistema fotográfico es bastante bueno, aunque aquí sus rivales si le codean con más descaro. Puestos a cambiar, pediría que el teléfono no fuera tan alto y que EMUI se quedara en un cajón a favor de un Android con stock, pero el balance general no podría ser más positivo. Huawei ha lanzado uno de los grandes teléfonos de este 2018 y ha puesto el listón muy alto, para ella misma… y para la competencia.

[imagen del cuadrado de la cámara señalando que el hecho de sobresalir hace que el embellecedor pierda el negro]
Huawei Mate 20 Pro
Sistema operativo Android 9 con EMUI
Pantalla 6,39 " OLED
Procesador Huawei Kirin 980
RAM/ROM 6 GB / 128 GB
Batería 4.200 mAh

Lo mejor

  • Diseño premium
  • Calidad de pantalla
  • Autonomía muy extensa

Lo peor

  • Cuenta con capa personalizada Android
  • Es bastante alto para manos pequeñas
  • A veces se resbala con facilidad de las manos
Diseño
9
Cámara
9
Autonomía
10
Rendimiento
9
Precio
8

Puntuación global

9
PUNTUACIÓN DE LOS LECTORES:
0