La Snyder Cut no es la única ‘especial’ grabada en 4:3

La Snyder Cut no es la única ‘especial’ grabada en 4:3

Daniel Espla

Cuando La Liga de la Justicia de Zack Snyder vio la luz hace unos meses, muchos fueron los usuarios que se lanzaron a internet para buscar una «solución» a las bandas negras que se veían a los lados. Y es que, entre otras tantas peculiaridades, la película que ahora se conocer como Snyder Cut está rodada en 4:3, también conocido como 1.33:1. Pero ojo, porque no es algo para nada innovador del director. Hoy te explicamos todo lo que debes saber sobre la relación de aspectos 4:3 en el cine y te mostramos algunas películas que anteriormente se rodaron de la misma forma.

Relación de aspecto en el cine

Lo primero que debes de saber de este tema es a qué hacen referencia todos estos números de 4:3, 16:9, etc. Estas fracciones es lo que conocemos como relación de aspecto, que se trata de un concepto que define la proporción que existe entre el alto y el ancho de una imagen o pantalla. Es decir, una fotografía que midiese 4 cm de ancho y tuviera 3 cm de alto, por ejemplo. Dicha medida es escalable a tamaños más grandes o más pequeños, pero la relación entre ambos valores siempre se representa por dicha división.

Además de quedar reflejada por una fracción, que es la forma de expresarlo más coloquial y del día a día, en cine se puede expresar como el resultado de dividir ambos números. Es decir, 4:3 sería entonces 1.33 o, lo que es lo mismo, 1.33:1. Esto significa que la imagen es 1.33 veces más ancha que alta.

Pero bueno, más allá de entender qué significan estos números, ¿de dónde proviene la relación de aspecto 4:3? Pues lo cierto es que se trata del primer estándar que tuvo la industria del cine gracias William Kennedy Dickson, su inventor. Este fotógrafo estaba trabajando en un sistema para poder proyectar imágenes a través de un Kinetoscopio. Y, tras varios años de estudio, dio con un formato de película de 35 mm que tenía unas dimensiones de 2,4 cm de ancho por 1,8 cm de alto. Es decir, una relación de aspectos de 4:3. La industria comenzó a usar este film hasta que, gracias a Motion Picture Patent Company, este se convirtió en el estándar cinematográfico de la época.

Lo cierto es que, como imaginamos que ya te sonará, esta relación de aspecto no es la que usamos hoy en día. El parámetro ha ido cambiando a lo largo de los años hasta evolucionar a lo que hoy conocemos como cine moderno. Pasando por valores de 1.37:1 (con la llegada del cine sonoro), 2.59:1 (el primer formato panorámico llega al cine con el Cinerama), 1.66:1, 2.60:1 (Cinemascope) o el 2.35:1 y el 2.39:1 que son las relaciones que aún hoy en día se usa más en la industria. Aunque, una vez más, estos no son todos los tamaños de film que se han usado a lo largo de la historia del cine, sino que han sido los más representativos.

¿Por qué se usan entonces las diferentes relaciones de aspecto? A pesar de que el estándar hoy en día suele ser 2:35:1 en el cine, muchos directores deciden escoger diferentes relaciones de aspecto para evocar ciertos sentimientos al espectador.

Mientras que el 21:9 (2.35:1) evoca en el público una sensación más espectacular, o lo que muchos denominan como cinematográfica por la influencia de años en el sector, optar por una dimensión de film de 4:3 en la actualidad hace que el espectador se sumerja en una época pasada. Y parece que este es uno de los motivos que llevan a Zack Snyder y otros directores a usarla en la actualidad.

Películas grabadas en 4:3 (o 1.33:1)

Como ya te mencionamos hace unas líneas, la nueva versión de La Liga de la Justicia según Zack Snyder no es la primera ni será la última entrega que opte por el formato 4:3.

En los últimos 10 años, por ejemplo, encontramos varios títulos interesantes que usaron esta relación de aspectos para luego llegar a la gran pantalla.

Historia de un matrimonio

Sin irnos demasiado lejos de primeras, en el año 2019 llegó a los cines la película de Historia de un Matrimonio. En ella, un director de teatro y su mujer que es actriz, tendrán que superar un divorcio complicado que les afecta en todos los aspectos de su vida. Además de tener que luchar para dar una estabilidad a su hijo pequeño. Si te interesa ver esta película, puedes hacerlo a través de la plataforma de Netflix.

El reverendo

Un año antes, en 2018, pudimos ver el film que llevaba el nombre de El Reverendo. Ernest Toller es un párroco solitario de una minúscula iglesia en Nueva York. Este conoce a Mary, una chica joven que se ha quedado embarazada y a su marido, un activista ecologista radical. Desesperada, Mary le pedirá al reverendo que aconseje a su marido. Una película que podremos encontrar para su compra o alquiler a través de plataformas como Google Play o Apple TV.

American Honey

Por otro lado, en 2016, pudimos ver el drama titulado American Honey. Una joven que huye constantemente de la justicia viajando por todo el país vendiendo suscripciones a una revista. Sin darse demasiada cuenta de su situación acaba envuelta en un torbellino de fiestas hasta el amanecer que terminan por descontrolarse casi siempre. Esta película sólo está disponible para su compra o alquiler a través de Google Play.

El hijo de Saúl

Un año antes que el anterior, en 2015, llegó a los cines El hijo de Saúl, film que podrás ver en la plataforma de Amazon Prime Video. En esta película se relata el horror del campo de concentración de Auschwitz en el año 1944. Un prisionero llamado Saul intentará salvar del horno crematorio a un niño que tratará como a su propio hijo.

El gran hotel Budapest

Otro título bastante sonado durante el 2014 fue El gran hotel Budapest. Una historia que se basa en el robo y recuperación de una pintura renacentista y la batalla campal que levanta en una familia que se enfrenta entre sí por una inmensa fortuna. La película podrás verla a través de las plataformas de HBO y Disney+.

Mommy

En 2014 también vio la luz la película de Mommy, que ahora podemos disfrutar desde Amazon Prime Video. Tras la muerte de su marido, una joven madre se ve obligada a criar sola a su violento hijo. Todo parece perdido hasta que una nueva vecina llega al edificio. Esta mujer se integra en la vida de esta madre e hijo, para dar el apoyo y ayuda que necesitaban.

Ida

Llegando hasta 2013, pudimos ver la película titulada como Ida. Ambientada en los años 60, una joven novicia está apunto de obtener sus votos y dedicar su vida a la búsqueda de la fé cuando, de golpe y porrazo, descubre algo que atormentaba a su familia: sus antepasados estuvieron envueltos en terribles actos nazi. Ella decide dejar aparcados sus votos para emprender un largo camino en búsqueda de la verdad. Este film esta disponible para su visionado en la plataforma de HBO.