Quibi: vídeos cortos y estrellas de Hollywood como gran atractivo

Quibi: vídeos cortos y estrellas de Hollywood como gran atractivo

Pedro Santamaría

La última apuesta de Jeffrey Katzenberg, antiguo consejero delegado de Disney y una de las figuras más importantes de Hollywood, es Quibi. Una nueva plataforma de vídeo pensada para ser consumida única y exclusivamente desde el teléfono móvil y cuyos contenidos rondan entre los siete y diez minutos. Eso sí, no pienses que todo en plan amateur. Al contrario, la apuesta es muy alta. ¿Saldrá bien?

Pequeños bocados, grandes historias

Sobre la existencia de Quibi, cuyo nombre viene de Quick Bites (pequeños bocados), ya habíamos tenido noticias. Sabíamos que sería una plataforma de contenido exclusiva para consumir desde el teléfono móvil. Es más, gracias a eso, tendría una serie de características que le darían más sentido a esa decisión y aprechamiento del medio.

Pues Quibi llegó y podríamos decir que casi por sorpresa a todo el mundo. Porque en un principio se esperaba sólo para los Estados Unidos, pero no ha sido así y desde España también se puede descargar y comenzar a disfrutar o, al menos, curiosear. Pero antes de hablar del contenido, hablemos de quién está detrás.

Jeffrey Katzenberg, ex-consejero delegado de Disney entre 1984 y 1994; y Meg Whitman, antigua directora de HP, son las dos figuras principales al frente del proyecto. Y puede que no te suenen mucho, pero en el caso de Katzenberg podemos decir que es uno de los pesos pesados de Hollywood. Gracias a eso consiguieron una financiación de más de mil millones de dólares para producir contenidos de gran calidad. Porque esa es la apuesta de Quibi, pequeños bocados en vídeo para contar grandes historias.

En dichas historias participan rostros también muy conocidos, con actores como Sophie Turner, Liam Hemsworth, Christoph Waltz, Jennifer López o LeBron James entre muchos más. Sin olvidar las propuestas de directores como Spielberg, Guillermo del Toro o Ridley Scott que llegarán más adelante.

El valor de Quibi: el contenido

¿Entonces Quibi es un Netflix para móviles? No nos gusta usar este tipo de definiciones, pero puede que así se entienda mejor. Porque junto a una calidad de producción muy alta se suman una serie de detalles que sólo se podrían obtener desde un teléfono móvil.

El primero es que el contenido se puede reproducir tanto en horizontal como en vertical. Cuando lo hacemos en vertical realmente lo que hace es recortar los laterales. Esto en algunos show no es un problema pues el punto de interés está centrado, pero en otros pierdes información. Aún así, con esta decisión rompen esa polémica del vídeo horizontal o vertical y es el usuario el que elige cómo verlo. Pero eso sí, siempre aprovechando la pantalla de su terminal al máximo.

El segundo punto interesante está relacionado con la duración. Entre unos siete y diez minuto es lo que duran estos, digamos, capítulos o pequeñas películas. Los motivos son varios, por un lado está el enfoque de ser pequeños bocados de grandes historias y por otro, una forma de favorecer al usuario el consumirlos al tener la idea de que sólo te llevará diez minutos verlo. Nada sentarte durante los cincuenta minutos habituales de la mayoría de series actuales o las dos horas de una película.

Por tanto, ese enfoque de ofrecer contenido bien estructurado en pequeñas dosis es uno de los grandes atractivos de la plataforma. Mucho más que el poder verlos en vertical, aunque hay más detalles interesantes como la restricción que tendrá la próxima serie de terror que Spielberg estrenará de forma exclusiva en Quibi: sólo la podrás ver tras caer el sol.

Exacto, la aplicación no te permitirá ver cada quibi si gracias a los datos que proporciona tu smartphone no detecta que ya se ha puesto el sol. ¿Por qué? Pues porque hablamos de una serie de terror y para que la atmósfera sea más propia nada mejor que verla de noche.

Respecto a la interfaz, la aplicación muestra una primera pantalla con contenido recomendado para ti que pasarás a modo de tarjetas en un carrusel vertical. Luego, en la parte inferior verás cuatro iconos que te llevan a esa pantalla inicia, a un buscador, al contenido que sigues para no perderte nuevos capítulos (quibis) y a las descargas. Porque sí, puedes descargarlos para ver cuando no tengas conexión.

Cuando entras al buscador la interfaz sí es muy similar a otras plataformas, con secciones donde muestran contenido recién añadido, noticias diarias, etc. Y al acceder a cada programa tienes opciones para seguirlo, recibir avisos cuando haya nuevos capítulos, información del director y actores, etc. Más o menos lo mismo que estamos acostumbrados a ver en otras propuestas, pero con la diferencia de ser una aplicación que funciona bastante bien gracias a ese enfoque sólo móvil con el que llega.

En resumen, con un contenido de gran calidad (en inglés pero con subtítulos en español) que poco o nada tiene que envidiar a producciones originales de Netflix o HBO por ejemplo y con la misma frescura que se puede ver en plataformas como Instagram y sus directos en vertical hacen que la apuesta de Quibi resulte interesante y muy llamativa. Pero igualmente no lo tendrá fácil.

El gran reto

Hasta ahora la propuesta de Quibi resulta interesante, tanto por el contenido como por la implementación del formato. Hay que pensar que de aquí al año que viene esperan que haya un total de 175 títulos y 8.500 quibis (capítulos que componen cada producción). Es decir, material de sobra donde se mezclarán producciones de gran nivel con otras que mantendrán un estándar, pero serán más rápidas de producir con mucho contenido Lifestyle, noticias, etc., y ayudarán a que siempre haya algo nuevo para ver cada semana.

No obstante, la plataforma tienen un reto complicado: convencer al usuario que pague. Porque ahora mismo Quibi está muy bien, te registras y tienes 90 días (por tiempo limitado) para disfrutar de todo lo que hay y vayan publicando. Pero pasado ese periodo de prueba gratuito el servicio costaría 8,99 euros al mes. Y claro, con tantos otros servicios por suscripción qué harás. ¿Dejarás de pagar Netflix para ver Quibi, sumarás esa cuota a la de Disney+, Spotify y otros tantos servicios que pagas mensualmente?

Ese será un problema, aunque por falta de dinero ahora mismo no será y puede que sus responsables hayan hecho bien los cálculos para amortizar la inversión. Por ejemplo, con la opción que sí ofrecerán en los Estados Unidos. Y es que allí, Quibi tendrá un precio de sólo 5 dólares al mes si a cambio aceptas ver algunos anuncios. ¿Podría llegar eso al resto de países? Parece complicado, pero con el tiempo no tendría por qué ser imposible.

Lo que está claro es que no todo el mundo puede ni está dispuesto a pagar por un servicio y otro y otro. Así que este recurso de los anuncios podría ser una opción que poco a poco se vaya extendiendo más, como incluso Amazon hizo recientemente con Music Unlimited.

Veremos qué ocurre, pero por ahora Quibi llega con muy buenas ideas, con un planteamiento muy fresco que mezcla lo mejor de los grandes servicios de vídeo por streaming con detalles y la frescura que han hecho triunfar a otras plataformas como Instagram y sus historias o la propia YouTube con esos contenidos que fácilmente consumes durante los 10 o 15 minutos de trayecto al trabajo, clase o mientras recoges los platos de la comida.

Qué ver en Quibi

Y ahora, si te atrajo Quibi y quieres aprovechar los 90 días de prueba, aquí van unas sugerencias de los mejores contenidos que ahora mismo puedes ver. Lógicamente hay mucho más, como Speedrun (noticias sobre el mundo de los videojuegos), pero siempre es bueno empezar por algo.

Survive

Con Sophie Turner (Juego de Tronos) como principal atractivo, esta producción nos sitúa en el papel de una mujer que debe sobrevivir en la naturaleza tras un accidente del avión en el que viajaba. Algo que no será sencillo a pesar de ir acompañada. Puede que sea una de las mejores producciones que hay ahora mismo.

Most dangerous game

Con Liam Hemsworth y Christoph Waltz en el papel que mejor interpreta, esta serie es una especie de remake de esas otras películas en las que a modo de juego humanos cazan a otros humanos. Igual no te sorprende desde el primer minuto, pero el nivel es bueno.

When the Streetlights Go on

Serie donde un asesinato de una chica sacude a una pequeña comunidad de Estados Unidos y a un grupo de jóvenes, entre ellos la propia hermana de la víctima, que deberán luchar por encontrar nuevamente la normalidad mientras se investiga el caso.

Shape of pasta

Si te gustan los programas de cocina y la pasta en particular, esta es tu serie. Un recorrido por la cocina que entre otras cosas te generará muchas ganas de comer pasta. La producción está a la altura de programas similares, bien conducido, con ritmo y una muy buena calidad de imagen.

Thanks a million

Con Jennifer López como cara destacada, junto a nueve famosos más como Kevin Hart, Kristen Bell o Nick Jonas entre otros tendrán que propiciar una cadena de favores. Para ello, entregarán 100.000 dólares a una persona que les marcara y estos, a su vez, tendrán que pasar la mitad de ese dinero a otra persona. Nuevamente, esa tendrá que repetir el proceso con la mitad del importe recibido y completar una cadena de favores. Sí, tiene un toque muy americano, pero hay siempre algo llamativo en estas propuestas.

Prodigy

La popular futbolista Megan Rapinoe mostrará prodigios del deporte, tanto femenino como masculino, donde se demuestra claramente las aspiraciones de la plataforma por ofrecer un contenido muy cuidado a nivel visual. Porque si en este caso el material también resulta interesante, puede que otros no sea de agrado de todos. Pero esta serie en cuestión creemos que merece la pena si te gusta el deporte.

Punk’d

Puede que recuerdes aquel programa de bromas donde Ashton Kutchner fastidiaba a otros famosos. Pues esto es lo mismo sólo que Chance The Rapper como maestro de ceremonias. Producido por la MTV nuevamente y con el mismo toque gamberro, si te va la temática te podría gustar.