Esta es una de las muchas razones por las que no debes de comprar un borrador de tatuajes láser por internet

Una de las maravillas de internet es que cualquier puede acceder a casi cualquier cosa. SI necesitas una pieza para reparar un dispositivo, o estás buscando algo en especial, probablemente la red te ofrezca la solución. Además, el comercio electrónico permite que cualquier pueda ya comprar lo que necesite, aunque esto también permite que determinadas cosas lleguen a manos equivocadas.

Compra un borrador de tatuajes láser por internet y sale mal

Borrador tatuajes

Styropyro es un canal de YouTube especializado en lásers y gadgets luminosos de escasa seguridad, y en su último vídeo ha demostrado porqué manipular dispositivos peligrosos suele ser una mala idea en todos los sentidos. Mientras buscaba materiales para su próximo proyecto por eBay, se topó con un producto que llamó rápidamente su atención. Se trataba de un borrador de tatuajes con tecnología láser de neodimio-YAG (Nd:YAG) que tenía un precio bastante atractivo. Según el youtuber, lo normal es que comprando las piezas por separado el presupuesto fuera bastante más alto que este producto finalizado, pero aún con sospechas, decidió completar la compra.

Efectivamente, el paquete que llegó a casa era un auténtico borrador de tatuajes láser, y para sorpresa de su comprador, era absurdamente potente: 1 millón de vatios. Podrás ver como una barra de acero es marcada con total facilidad constantemente en cada impacto. Dado que en su canal suele hacer numerosos experimentos caseros con lásers, no se lo pensó demasiado a la hora de hacer un vídeo mostrando la potencia destructora de la herramienta cosmética, y fue ahí cuando ocurrió la catástrofe.

El láser era tan potente que los reflejos producidos en muchos de los impactos alcanzaron el sensor de la cámara con la que grababa el vídeo, dando como resultado píxeles fundidos en la superficie del sensor. Como podrás ver en el vídeo, se puede ver cómo el láser impacta en numeradas ocasiones sobre el sensor y produce el daño irreparable del mismo.

Un peligro sólo apto para profesionales

Lo interesante del asunto no es que el láser haya llegado al sensor, es que esos rebotes pueden llegar perfectamente a tu ojo provocando lesiones muy graves en el ojo, por lo que podrás entender que este tipo de dispositivos son extremadamente peligrosos en manos de alguien inexperto. Además, Styropyro apunta que las gafas incluidas con el producto parecen no ser 100% fiables para usarlas con un láser de ese calibre, lo que deja bastantes dudas sobre la propia seguridad del producto.

El láser se puede encontrar en eBay con un precio aproximado de unos 500 dólares, y aunque efectivamente hace más o menos bien su labor de borrar tatuajes de una pasada (al menos aparentemente), no está demás recordar que para este tipo de servicios lo mejor será contar con la ayuda de un experto y olvidar la idea de montar tu propio salón de borrado de tatuajes.