Ha fallecido Grumpy Cat, el famoso ‘gato de los memes’: esta es su corta pero increíble historia en internet

Hoy es un día triste para internet: Grumpy Cat, el famoso gato que siempre está enfadado, ha fallecido inesperadamente a su corta edad de 7 años. Así lo han anunciado en su cuenta de Twitter, en la que a través de un breve comunicado, explican qué le ha pasado. Pero, ¿cómo llegó este gato a ser tan increíblemente famoso? ¿sabías que incluso estuvo metido en juicio? Repasemos la breve pero intensa vida del querido personaje Grumpy Cat.

Grumpy Cat, ¿por qué es tan famoso?

El gato Grumpy Cat es una de las imágenes más populares de internet. Su semblante serio y a la vez algo cómico (parecía un gato permanentemente enfadado) le hizo ganar gran popularidad en internet, haciendo que sus fotos se viralizaran y convirtieran en uno de los memes más usados.

Grumpy Cat (Gato Gruñón) se llamaba en realidad Tardar Sauce (sí, Salsa Tártara) y nació el 4 de abril del 2012. Era una hembra -algo que no todos saben- y tenía cierta expresión permanente en su cara, debido a sus rasgos, que ayudaba a dar la sensación de que siempre estaba enfadada.

Siendo aún un cachorro, el hermano de su dueña subió unas fotos de la gatita al foro Reddit y rápidamente los usuarios empezaron a hacer parodias con photoshop (memes, vaya), siendo la más popular la que decía «I had fun once. It was awful» («Me divertí una vez. Fue horrible»). Igualmente es bastante conocida la imagen en la que se tiene al gato en brazos y se puede leer «Just put me down» («Bájame»). 

Grumpy Cat

A partir de ahí, su trayectoria es ya historia viva de internet y de la viralización. Grumpy Cat tiene web, perfil de Facebook, una buena cantidad de merchandising (tazas, camisetas, calendarios, zapatillas…) y hasta tenía contratado un manager. Se dice que su dueña maneja una auténtica fortuna gracias a su gatita, que llegó a acudir al famoso festival South by Southwest de Austin (Texas) para un encuentro (limitado a contadas horas al día) con los fans.

En 2015 la dueña de Grumpy Cat llevó a los tribunales a la compañía de bebidas Grenade por uso indebido y sin permiso de la imagen de la gata para vender varios productos de la marca -solo tenían permiso para usarla en una bebida de café. La empresa se defendió apuntando que tampoco por parte de la gata se había cumplido el contrato, porque se aseguró que la mascota felina protagonizaría una gran película que luego quedó en telefilme de Navidad con malas críticas. Las razones de Grenade, sin embargo, no convencieron al jurado, que dictaminó que la compañía de bebidas debía indemnizar a la dueña de la gata con 710.000 dólares por daños y perjuicios.

Grumpy Cat nos ha dejado a los 7 años

Internet y las redes sociales se quedan ahora un poquito más huérfanos. En la cuenta oficial de Grumpy Cat en Twitter se ha publicado un comunicado en el que explican que la gatita ha fallecido a los 7 años de edad por una complicación sufrida en una infección que tenía en el tracto urinario.

Ha estado vigilada y cuidada por los mejores profesionales pero no ha sido suficiente para que la gatita finalmente falleciera el pasado día 14 por la mañana en brazos de su dueña.

No tenemos dudas de que su espíritu, como indica su familia en el bonito escrito publicado, seguirá vivo en internet gracias a sus fans. Descansa en paz, pequeña Tardar Sauce.