Harley Quinn sigue sin ser un éxito (y ya sabemos las razones)

Harley Quinn sigue sin ser un éxito (y ya sabemos las razones)

Drita

Tiene una buena crítica por parte de los expertos, el personaje es atractivo y hasta le han cambiado el nombre tras su lanzamiento (algo bastante inaudito). ¿Qué demonios está pasando entonces para que la película de Harley Quinn no consiga hacer caja en caja en taquilla?

Harley Quinn, un arranque con mal pie

La película Aves de presa (y la fantabulosa emancipación de Harley Quinn) parecía tenerlo todo para ser un nuevo bombazo en taquilla. El personaje protagonista era (y es) una mujer fuerte y poderosa, interpretado por una actriz tan magnética como es Margot Robbie; a la crítica especializada le ha encantado la historia y la manera de ser ejecutada; y el público parecía muy receptivo a tener en pantalla a una nueva antiheroína procedente de DC con la que entretenerse un buen rato, cubo de palomitas en mano.

Sin embargo, algo falló. El primer fin de semana de estreno la película no fue capaz de alcanzar las cifras esperadas, algo que en seguida puso en alerta a la productora. Tal fue la sorpresa por su poco rendimiento que incluso se tomó una decisión de última hora pocas veces vista en el cine: cambiar el nombre de la cinta. De Aves de presa (y la fantabulosa emancipación de Harley Quinn) se pasó a Harley Quinn: Aves de presa, esperando que esto ayudara a que la gente tuviera más claro de qué iba la película y acudiera con más ganas al cine.

Harley Quinn

Pero la solución de ultima hora tampoco ha funcionado, al menos no de la manera que se esperaba. Es cierto que la película no es un fracaso absoluto como algunos se empeñan en decir (entre otras cosas porque lleva 145 millones recaudados a nivel global y solo ha costado 84), pero esta cifra supone menos de la mitad de lo que consiguió ¡Shazam! y también implica un ingreso inferior al conseguido por otras películas de DC como Wonder Woman o Aquaman. 

Puestas así las cosas, todo el mundo se pregunta: ¿qué se está haciendo tan mal para que siga sin generar lo que se merece?

Clasificación R, coronavirus y machismo

Como podrás imaginar, la prensa especializada no ha tardado en intentar analizar los posible problemas que han provocado que la película de Harley Quinn no termine de encontrar el éxito. El primero de ellos tiene que ver con su clasificación por edades. Al filme se le ha impuesto la letra R, lo que significa que no es recomendable para menores de 18 años.

Hace apenas unos pocos días te contábamos que a Disney posiblemente no le había gustado nada que Mulán haya sido clasificada como PG-13, ya que le reta un público infantil potencial. Imagina por tanto cómo debe ser que la MPAA te ponga la etiqueta de no recomendable para menores de 18 años en una película del mundo del cómic. Evidentemente esta situación no puede tener toda la culpa de la poca recaudación -¿dónde dejamos entonces a Deadpool, que también es R?-, pero podría sumarse al resto de factores negativos identificados como responsables de la baja taquilla.

Harley Quinn

Y es que también se apunta que otra posible situación que le ha jugado en contra es el coronavirus. Lo que estás leyendo. En China se han cerrado miles de salas de cine en estos momentos por la emergencia sanitaria que viven, de forma que el segundo mercado más importante del mundo a nivel de recaudación (muy especialmente en este tipo de películas además) se encuentra en el peor momento de su historia.

Harley Quinn

Por último tenemos el eterno (pero importante) debate del machismo aún presente en sectores como el cine. Nicole Drume, de ComicBook, critica que a la película de Harley Quinn de la mira con otra lupa por haber sido «escrita por una mujer, dirigida por una mujer, producida por dos mujeres, protagonizada principalmente por mujeres, y [que] se centra en que las mujeres son fuertes mientras luchan contra los hombres».

Paralelo al estreno de Aves de presa, se estrenó Ford v Ferrari (protagonizada por Christian Bale y Matt Damon) que recaudó 31 millones de dólares en su primer fin de semana (frente a los 33 millones de la película de nuestra protagonista de DC). Pues bien, dicha taquilla fue descrita como una entrada «fuerte» mientras que la de Harley Quinn fue señalada como una «decepción». ¿La razón? Según la periodista, posiblemente se deba a que Ford v Ferrari es «es una película escrita por hombres, dirigida por un hombre, y protagonizada por hombres en papeles que se ven a los personajes haciendo cosas masculinas estereotipadas».

Ahí queda eso.