Para qué usar una GeForce si puedes minar bitcoins en una Game Boy

Este año 2021 ha seguido marcado por la crisis de componentes de ordenadores, que se ha traducido también en la inexistencia de consolas de nueva generación en las tiendas por segunda navidad consecutiva. Sin embargo, la escasez de microchips ha estado presente en nuestras vidas desde hace cuatro o cinco años. Y es que el tema de la minería electrónica ya había puesto el mercado de las tarjetas gráficas patas arriba allá por 2017.

Por primera vez, eran las empresas y no los particulares los que se hacían con GPUs AMD Radeon y Nvidia GeForce para dedicarse a la minería profesional de altcoins. Comenzaron a llenar naves industriales y, aunque el mercado tuvo un respiro en 2019, la parada de producción que sufrió el sector durante la pandemia ha terminado por destruir el mercado. Mientras que Nvidia y AMD hacen planes para diseñar tarjetas que sirvan únicamente para la minería (y de este modo, que los mineros no influyan en el mercado de jugadores), otros usuarios han comenzado a buscar otro tipo de hardware para dedicarse a la minería.

La fiebre del oro ahora es la fiebre del silicio

game boy btc

A estas alturas de la película, seguramente sepas que cualquier dispositivo electrónico puede servir para minar criptomonedas. Desde un ASIC de Bitmain, diseñado específicamente para crear hashes del algoritmo de Bitcoin y ser extremadamente eficiente hasta el procesador de cualquier electrodoméstico inteligente que tengas por casa.

En la mayoría de los casos, la minería electrónica consume más dinero en forma de energía que el retorno que se obtiene en forma de recompensa por parte de la blockchain. Sin embargo, muchos programadores se divierten creando este tipo de programas para dispositivos normales y corrientes. Tanto por alimentar su curiosidad como por darle una oportunidad al azar. Y es que, por poco potente que sea el dispositivo con el que realices la prueba de trabajo, siempre va a existir una ínfima posibilidad de que tu máquina acabe resolviendo un bloque, es decir, de cobrar la recompensa. De hecho, hace unos años, la propia Bitmain vendía el Antrouter R1, que era un router normal y corriente con un pequeño procesador específico que funcionaba como una «lotería de Bitcoin».

¿Se puede minar con una Game Boy?

Algo así ha creado el youtuber Stackmashing, que ha utilizado la clásica Game Boy para convertirla en un miner de Bitcoin. Para ello, ha utilizado una Flash Card para cargar el software a la consola. Y, en segundo lugar, ha conectado el Cable Link a una Raspberry Pi Pico, que le aporta a la Game Boy las funciones de conectividad que jamás tuvo de forma original. Gracias a este curioso invento, la consola puede conectarse a otros nodos de Bitcoin, comprobar la integridad de los nuevos bloques y generar nuevos hashes para tratar de resolver el próximo bloque en la cadena de la criptomoneda de Satoshi Nakamoto.

Pero… ¿Sirve para algo?

Si te estás preguntando si es útil minar con este hardware, ya te adelantamos que no lo es. La consola es capaz de procesar 0,8 hashes por segundo, mientras que cualquier ASIC moderno puede hacer una media de 100 Terahashes en el mismo fragmento de tiempo. Según el creador del vídeo, es posible que cuando la Game Boy consiga resolver un bloque, hayan pasado unos cuantos cuatrillones de años.

No obstante, no deja de ser curioso el experimento. Si mucha más gente se entretiene haciendo proyectos como este, pronto podremos comprar tarjetas gráficas en nuestra tienda de confianza sin tener que dejarnos un riñón en el intento.

¡Sé el primero en comentar!