El nuevo videoclip de Lady Gaga, grabado con un teléfono: ¿adivinas cuál?

Hace unos años nos preguntábamos para qué necesitábamos una cámara con muchos megapíxeles en nuestro teléfono («ya existen las cámaras de fotos para eso»); hoy en día podemos contar cosas como esta: una gran producción como puede ser el nuevo videoclip de Lady Gaga, «Stupid Love», ha sido grabado en tu totalidad con smartphone. ¿No sigue siendo asombroso?

Un iPhone para grabar un videoclip

Te contábamos el otro día que Apple no quiere que los personajes villanos de las películas utilicen sus teléfonos, ya que a fin de cuentas se asocia su concepto de marca con algo negativo. Bien, el efecto contrario a esto podría ser lo que ha hecho ahora Lady Gaga con su nuevo videoclip. La cantante, que puede asociarse a algo positivo (por la innumerable cantidad de fans que tiene y por su halo de súper estrella), ha utilizado precisamente uno de los terminales de la casa manzanera para graba su último videoclip, «Stupid Love», demostrando con ello cómo la tecnología de los smartphones está revolucionando por completo todo lo que nos rodea.

No es la primera vez que se utiliza un terminal para una hazaña así. En varias ocasiones hemos escuchado ya cómo se han empleado algunos de los equipos con las cámaras más potentes del mercado (como pueden ser de los terminales de Samsung, Huawei, etc.) para grabaciones que por lo general son realizadas por equipos especializados. Sin embargo, no deja de resultar llamativo todavía saber acerca de estas iniciativas en las que un teléfono termina sustituyendo por completo a una cámara profesional.

Lady Gaga - iPhone 11 pro

A finales del año pasado, la cantante Selena Gómez también lanzó un videoclip que aseguró estar grabado en su totalidad con un iPhone 11, aunque en esa ocasión el plano era mucho más sencillo: estático, cercano y en blanco y negro. En el de Lady Gaga hay mucho más movimiento -puedes verlo unas líneas más abajo-, personas y color, por lo que resulta sin duda mucho más atractivo a la vista y aparentemente completo de capturar con un teléfono.

No está libre de fallos, por supuesto: en algunos momentos la imagen peca de una saturación un tanto incómoda -producto, probablemente, de una edición posterior, y quizás buscada de manera intencionada- y el rango dinámico en algunas escenas podría ser mejor. Aún así, decir que se ha grabado al completo con un teléfono es asombroso (y una muy buena publicidad para Apple, que días previos ya había estado promocionando el vídeo en su propio canal de YouTube).

El Pro, ¿la mejor opción?

Recuerda que El Output ya nos encargamos de darte nuestra opinión sobre el iPhone 11 Pro y también de contarte nuestras impresiones tras el análisis del iPhone 11. Aunque consideramos que el modelo Pro es un gran teléfono con opciones de cámara superiores, en su conjunto, dado el elevado precio del equipo, nos decantamos por el iPhone 11 como terminal ideal para la inmensa mayoría (siempre cuando quieras un teléfono de Apple, claro).

Como ya te avisamos por aquí, el iPhone disfrutó hace unos pocos días de una rebaja muy agresiva por debajo de los 1.000 euros (ya finalizada) que sí que lo convirtió en una opción interesante a tener en cuenta, teniendo en cuenta que se trata de un teléfono con pantalla OLED Super Retina XDR, chip A13 Bionic, carga inalámbrica y carga rápida, buen diseño y uno de los sistemas fotográficos más interesantes (con triple cámara de 12 MP con gran angular, ultra gran angular y teleobjetivo y donde destaca su afamado modo Noche, el modo Retrato y la estabilización de grabación de vídeo (que alcanza la captura en 4K a 60 fps).

Con su precio actual (que parte de los 1.259 euros), se posiciona en un segmento de gama alta inalcanzable para muchos y que posiblemente a pocos les compensará (solo sin dan importancia a determinados aspectos del Pro muy concretos), especialmente teniendo en cuenta las otras opciones disponibles, dentro y, por supuesto, fuera de Apple.