Amazon deja de vender los Dash Button y probablemente ni siquiera te sorprenda

¿Recuerdas los Dash Button de Amazon? Se trata de esos botones que la compañía lanzó hace unos años y que podías presionar para pedir directamente un producto concreto sin tener que pasar por la web. Pues bien, ve olvidándote de la idea porque la empresa de Jeff Bezos ha anunciado su fin de comercialización.

Fin de la venta de los Dash Button

Cuando se anunciaron por primera vez muchos levantaron la ceja. Los Dash Buton eran una idea extraña que planteaba al usuario comprar unas especies de pequeños aparatos o botones que, al ser pulsados, hacían automáticamente un pedido de dicho producto a Amazon para recibirlo en casa. ¿Que ibas a echar detergente y veías que te quedaba muy poco? Sin problemas: pulsabas el botón del detergente de turno -realmente el accesorio se podía personalizar para pedir lo que fuera aunque viniese customizado con una marca- y sin tener que hacer nada más, se compraba una cantidad determinada que llegaría a tu casa al día siguiente.

Lo que hace unos años podía parecer muy cool y moderno, sin embargo, ha terminado cayendo en desuso y desinterés por parte de los compradores, hasta tal punto que Amazon ha decidido dejar de vender sus particulares botones a nivel mundial.

Dash Button de Amazon

Según la compañía de Bezos, los Dash Button han sido un elemento clave en el concepto de casa conectada que hoy tenemos y han terminado siendo víctima de su propio éxito –o algo así-, promoviendo un hogar más inteligente que hoy se abastece de otras tecnologías mejores. Ahora puedes pedirle a Alexa que te encargue algo con solo la voz e incluso tenemos aparatos que encargan ellos solos sus propios repuestos automáticamente (véase una impresora conectada cuando se queda sin tinta), de manera que ya no tiene tanto sentido seguir vendiéndolos.

Desde 2015, Amazon ha vendido, según apunta, millones de estos botones. Los más populares han llegado a ser los de papel higiénico, toallitas de papel y agua embotellada, aunque también tuvieron su tirón los que evitaban tener que ir a un atienda especializada (como la comida de animales), pedir algo más difícil de encontrar (como la tinta de impresora) o comprar algo un poco más embarazoso (como preservativos), según recoge CNET.

Daniel Rausch, vicepresidente de Amazon, apunta que «el Dash Button fue un escalón impresionante en el mundo de la casa conectada» y que ellos nunca imaginaron un futuro en el que los clientes tuvieran 500 botones en su casa, solo un hogar en el que se pudieran reponer artículos cotidianos de los que los clientes «preferirían no preocuparse». En caso de que quisieras hacerte con uno (ya sea por coleccionismo o curiosidad de probarlo), sentimos decirte que Amazon España ya los ha eliminado por completo de su catálogo.

¿Qué hacer si tienes un Dash Button?

Tranquilo. Si eres dueño de uno o varios Dash Button y los utilizas, no tienes de qué preocuparte. Al menos de momento, claro. Amazon ha confirmado que seguirá dando servicio a los pedidos que se hagan a través de estos botones «siempre que el público siga usándolos».

Debemos entender con esto, que podrás seguir disfrutando de tus pequeños accesorios, al menos hasta que pase un tiempo suficiente en el que Amazon compruebe que la gente ya ni siquiera los usa. Esperemos al menos, por el bien de sus usuarios, que tarde un buen tiempo en desactivarlos por completo.