Zhiyun Weebill 2, un gimbal con su propia pantalla articulada

No es la primera vez que Zhiyun sorprende con uno de sus últimos gimgals, pero este nuevo Zhiyun Weebill 2 tiene algo que hasta ahora ningún otro dispositivo de este tipo ofrecía: una pantalla táctica incorpora que puedes articular para colocar como más cómoda te resulte mientras grabas.

Un gimbal con pantalla táctil incorporada

El primer modelo de la familia Weebill de Zhiyun ya sorprendió a muchos con un diseño un tanto diferente a lo que hasta el momento se acostumbraba a ver en gimbals de este tipo. Sin embargo, hay que reconocerles que fue acertado pues con determinadas cámaras y en momentos concretos es mucho más cómodo poder sujetar el gimbal con dos manos y de un modo que aporten una mayor estabilidad a ciertos movimientos. Y eso lo conseguido dicha propuesta con el uso de un segundo mango.

Ahora llega el Zhiyun Weebill 2 y da una nueva vuelta de tuerca a la idea original del producto añadiéndole un pantalla táctil que cambia la experiencia de uso por completo a la par que reduce la necesidad de tener que adquirir un monitor externo y colocarlo mediante algún tipo de soporte especial, clamp o brazo mágico si tiene cogidas para hacerlo.

Esta pantalla de 2,88 pulgadas tiene un tamaño pequeño, similar al que normalmente incluyen las propias cámaras, pero por su posición y capacidades es un añadido bastante interesante. En primer lugar porque es giratoria y abatible, de modo que puedes colocarla en la posición que más te interese a la hora de grabar cualquier plano. Así, ni la pantalla de la cámara molestará para determinados movimientos de cámara ni importará si es como en algunos modelos de Sony no es abatible ni articulada.

En segundo lugar, la pantalla permite acceder a todos los ajustes del gimbal y eso evita tener que andar sacando el teléfono móvil para conectar a él y poder modificar parámetros como la velocidad de giro de los motores o resistencia según el peso de la cámara, también acceso a ajustes como modos de uso, opciones de timelapse, seguimiento inteligente de personas y objetos en movimiento, etc.

Ambas cosas son las que hacen que la experiencia de uso sea diferente a lo que hasta ahora habíamos visto y podido disfrutar con este tipo de accesorios para grabación de vídeo. Y ojo, habrá a quien le resulte más o menos interesante, pero no se puede negar que es algo que de partida suma para cualquier tipo de usuario que busque nuevo gimbal.

Por lo demás, el gimbla tiene ese diseño ya característico y se han ido puliendo detallas como el sistema que permite fijar las tres patitas que sirven como minitropode. De modo que podrás usarlo a modo de segundo mango de sujeción si no quieres adquirir el mango Sling. También incorpora una rueda que permite controlar la apartara, zoom, etc., según el soporte de la cámara o el follow focus motorizado que se adquiere por separado.

Cámaras compatibles y precio

El Zhiyun Weebill 2 es un gimbal muy interesante y que rompe con los habituales. Además, el soporte que ofrece para diferentes tipos de cámara y marcas hace que prácticamente sea una opción para cualquier usuario con necesidades algo avanzadas a la hora de grabar vídeo.

No obstante, ellos en su página web lo recomiendan para cámaras como la Sons A7SII, la Canon EOS R6 o la Panasonic Lumix S5. Pero ya te decimos que son muchos más modelos los que podrán sacarle partido a esta nueva opción.

Sobre los precios, el pack básico del Zhiyun Weebill 2 tendrá un precio de 579 euros y el combo con todos los accesorios básicos, el mando Sling y la bolsa de transporte subirá a 679 euros. Por último, la versión Pro y Pro+ donde se incluirá un nuevo transmisor de vídeo y el followfocus más el MasterEye Visual Controller VC100 de la segunda versión plus tendrán respectivamente precios de 929 y 1129 euros.

Si te tiene en cuenta lo que valen otras opciones similares del mercado, no resultan precios desorbitados. Mucho menos si cumplen con todo lo que prometen en temas de uso.