Ahora sí, el Mate X de Huawei llega el próximo mes por 2.400 dólares

Desde que lo conocimos por primera vez durante el MWC 2019, el Huawei Mate X ha ido retrasando su lanzamiento una vez tras otra. Ahora sí hay una fecha definitiva, el próximo mes la compañía lo pondrá definitivamente a la venta y empezará lo duro: la vida fuera de los entornos controlados.

2.400 dólares y tendrás tu Huawei Mate X

El Huawei Mate X se ha retrasado más de los que muchos hubiesen querido. Y es cierto que no será un superventas, porque su precio de 2.400 dólares no lo va a poner fácil ni al alcance de todos, pero de las dos propuestas actuales de teléfonos plegables (al menos los más interesantes por prestaciones y calidad) el teléfono de Huawei tenía algo que lo hacía más atractivo que el de Samsung.

Por si no lo recuerdas, el Mate X cuenta con un procesador Kirin 980, 8 GB de memoria RAM y 512 GB de almacenamiento. A eso hay que sumar que llega con una batería dual de 4.500 mAh, carga rápida de 55W y conectividad 5G mediante el modem Barong 5000 de la propia compañía. Pero el elemento estrella es la pantalla.

Con un panel plegable que alcanza las 8 pulgadas de diagonal, lo que llama la atención y a muchos gustó más es que esta no se dobla hacia dentro como el Fold sino al contrario. De este modo, la pantalla se divide en dos y rodean externamente el dispoisitivo. Esto da como como resultado un panel de 6,6 pulgadas de diagonal por un lado, y 6,38 pulgadas por el otro.

mate x

Sí, estéticamente es a priori más atractivo, pero también deja las pantallas más expuestas cuando lo llevamos encima. Algo que visto lo visto con el Fold genera preocupación. Huawei lo soluciona en parte con una funda, pero entonces se pierde cierta comodidad y velocidad a la hora de usarlo. Pero mejor eso a un teléfono con su principal atractivo, la pantalla, rayado o roto en los primeros días.

Igualmente, no vamos a dar nada por sentado. Los problemas del Fold ya nos han puesto en preaviso. Estos dispositivos plegables son el primero paso a lo que deberían o podrían ser los teléfonos en el futuro, pero también un producto que ahora mismo sufre y resulta más frágil que propuestas convencionales.

Por tanto, habrá que espera a que las primeras unidades estén ya en el mercado para ver qué ocurre. Así es como podrás saber hasta qué punto resiste, cuáles pueden ser sus posibles punto débiles, si hay o no algún detalle conflictivo del que no se han dado cuenta (cosa que esperemos no ocurra), etc.

Claro que, el único y gran problema realmente para Huawei no será que puedan detectar alguna debilidad en su propuesta de teléfono plegable. El reto es ver si por fin dan solución a su conflicto con EEUU y que le impide usar las apps y servicios de Google. Eso es lo que lamentablemente los está lastrando y haciendo que grandes teléfonos como el Mate 30 pierdan interés.