Alguien tiene el teléfono plegable de Samsung y está dando todo tipo de detalles

Alguien tiene el teléfono plegable de Samsung y está dando todo tipo de detalles

Carlos Martínez

El teléfono plegable de Samsung, el Galaxy Fold, llegará a las tiendas el próximo 3 de mayo con un precio de 2.000 euros. Así lo ha comunicado la propia compañía en su web oficial, apuntando que todas las unidades llegarán acompañadas de los auriculares Galaxy Buds y una funda protectora de Kevlar. Pero parece que hay alguien que no ha tenido que esperar tanto para hacerse con el ansiado teléfono.

Primeras impresiones filtradas del Galaxy Fold

Samsung Galaxy Fold

A través del editor jefe de XDA-Developers, hoy podemos saber algunas curiosidades que rodean al terminal, ya que gracias a una misteriosa persona que posee ya el Galaxy Fold, está respondiendo preguntas relacionadas con varios aspectos del dispositivo. Muchas de las respuestas están dejando detalles tan interesantes como los siguientes:

  • El teléfono llegará con un procesador Snapdragon en lugar de un Exynos. Esto podría indicar la escasa distribución que habrá del teléfono plegable, ya que, en el caso de otros Galaxy, Samsung suele ofrecer versiones con Snapdragon y con Exynos para equilibrar la demanda y poder surtir en todo el mundo.

  • El plegado de la pantalla es fiable y resistente. La pantalla no se doble más allá de la apertura al completo en 180 grados, por lo que no habrá peligro de seguir abriéndolo más.
  • La pantalla se puede quedar fija en un ángulo de más de 90 grados imitando la forma de un portátil. Sin embargo, una de las pantallas se apaga, por lo que no se puede utilizar como un portátil de pequeñas dimensiones. ¿Se animará Samsung a ofrecer esta función?
  • Hay un hueco cuando está cerrada. Tal y como sabíamos, el plegado de la pantalla se asemeja más al de una carpeta, ya que deja un leve hueco de seguridad obligado por el radio de curvatura interno de la pantalla.
  • La batería parece durar bastante, situándose en una. Parece que la doble batería hace buen trabajo a la hora de dar vida a la pantalla gigante y al procesador interno.

  • El problema de la arruga en la pantalla que pudimos ver hace unos días no parece ser tan grave. Según cuentan, dicha irregularidad se aprecia únicamente cuando el brillo de la pantalla está por debajo del 70%. En condiciones normales no vamos a notar nada especialmente llamativo.
  • Los fondos de pantalla se pueden ajustar de manera personalizada tanto para la pantalla externa como para la interna.
  • El software correo la versión de OneUI 1.2 (en el Galaxy S10 es OneUI 1.1) y parece que para aquellas aplicaciones que no se adapten correctamente a la pantalla grande habrá un botón que reiniciará la interfaz para que se vuelva a proceder el ajuste automático. No suena muy pulido, pero al menos es una solución (recuerda al x2 de los primeros iPad de Apple).

  • El paso de una pantalla a otra parece tener por ahora un pequeño retraso de tiempo. El cambio no es inmediato, y en ocasiones se producen pequeñas pausas al navegar desde Chrome. Eso sí, en los juegos a pantalla completa no parece existir ningún tipo de error.