Una cámara con gimbal integrado: nuevos Vivo X50 Pro y Pro+

Una cámara con gimbal integrado: nuevos Vivo X50 Pro y Pro+

Pedro Santamaría

Desconocida aún para muchos, Vivo es una de las marcas de teléfonos fuertes en China. Poco a poco se van introduciendo en más mercados y ahora, con su última apuesta, quieren atraer a todos aquellos usuarios cuyo principal requisito es una cámara que marque diferencias. ¿Cómo? Con su nuevos X50 Pro y X50 Pro+ con gimbal integrado.

Nuevos Vivo X50, X50 Pro y Pro+

Vivo X50 Pro y Pro+, quédate con estos nombres porque seguramente ocupen muchos titulares y no es para menos. El fabricante promete una experiencia completamente diferente hasta el momento gracias a su nuevo sistema de estabilización que imita el funcionamiento de un gimbal para smartphone u otro tipo de cámaras. Pero antes de hablar de ellos, conozcamos cómo es la serie Vivo X50 al completo.

Vivo es un importante fabricante chino al que poco se le conoce fuera de ellas. Ahora tienen intenciín de expandirse y por ello lanzarán de forma internacional tres nuevos modelos que pertenecen a su serie Vivo X50.

Esta línea de teléfonos esta compuesta por tres modelos, dos de ellos apuntan a la gama media por hardware y el tercero sube de nivel con un lo último de Qualcomm en tema de procesadores. Aunque mejor un breve resumen de lo que ofrece cada uno de ellos

Vivo X50

  • Procesador Snapdragon 765G
  • 8 GB de RAM
  • 128/256 GB almacenamiento
  • Pantalla AMOLED 6,56” FHD+ y 90 Hz
  • Cámara frontal de 32 MP
  • Cámara trasera compuesta por cuatro sensores, el principal de 48 MP

Vídeo X50 Pro

  • Procesador Snapdragon 765G
  • 8 GB de RAM
  • 128/256 GB almacenamiento
  • Pantalla AMOLED 6,56” FHD+ y 90 Hz
  • Cámara frontal de 32 MP
  • Cámara trasera compuesta por cuatro sensores, principal del 48 MP con Gimbal integrado

Vídeo X50 Pro

  • Procesador Snapdragon 865
  • 8 GB de RAM
  • 256 GB almacenamiento
  • Pantalla AMOLED 6,56” FHD+ y 120 Hz
  • Cámara frontal de 32 MP
  • Cámara trasera compuesta por cuatro sensores, principal del 50 MP con Gimbal integrado

Todos y cada uno de estos teléfonos apuestan por un diseño al que se le ha prestado atención para que sea lo más atractivo posible. Lógicamente esa es la inteción del fabricante, luego están los gustos personales de cada usuario, que son quienes realmente valorarán si es cierto que lo han conseguido o si son una propuesta más.

Aún así, a primera vista resultan llamativos, con la trasera correcta, pero sin grandes sorpresas. Y con un frontal bien aprovechado donde sólo es la cámara agujereada en el panel lo que más llama la atención físicamente. El resto de características ofrecen lo que se puede y debe exigir a un terminal hoy en día, tanto de la gama media como alta. Pero si por algo destacan estos es por el sistema de estabilización introducido en el modelo Pro y Pro+.

Así es el gimbal integrado por Vivo en sus teléfonos

Romper moldes es complicado hoy en día. Pero Vivo lo quiere intentar integrando un novedoso sistema de estabilización en la cámara principal. Porque el tema de los paneles de 90 Hz e incluso 120 Hz está bien, pero viendo que hay gamas media/bajas que también los incluyen, para destacar hay que apostar por otros aspectos y cuál mejor que la cámara.

Vivo incluye en sus dos modelos Pro un novedoso sistema de estabilización tipo gimbal. Es más, según ellos es exactamente eso, un gimbal de dos ejes integrado en la cámara principal del dispositivo.

Para que nos entendamos, sería como usar un teléfono con un sistema de estabilización óptico más el reciente gimbal de Zhiyun, el Smooth X de dos ejes con el que compensar los movimientos al grabar a mano alzada. Claro que, todo esto compactado hasta ocupar los 4,5 mm que mide esta cámara.

Es posible que no lo veas necesario, porque pienses que tú poco uso le das a la opción de grabación de vídeo; pero no sólo para vídeo resulta interesante. Contar un sistema de estabilización de dos ejes más el sistema de estabilización óptico del propio sensor permitiría, además de un vídeo muy fluido, la posibilidad de capturar mejores fotos usando el modo noche o en aquellas escenas más oscuras.

Ese sí que podría ser un gran valor, mejorar la calidad de las capturas al usar una larga exposición cuando la luz de la escena es muy reducida. Eliminando así cosas como fotos desenfocadas u otro tipo de problemas en la imagen.

Un terminal para poner a prueba

Sin duda, las apuestas de Vivo con sus X50 Pro y X50 Pro+ resultan llamativs e interesantes, al menos sobre el papel. Habrá que probarlos para ver si realmente ofrece n tales beneficios. Porque además de la estabilización deben ir acompañados de un buen procesador de imagen. Si es así y el resto de componentes y detalles te convencen, entonces tendrás que estar atento a ellos cuando se lancen oficialmente.

Por ahora sólo están anunciados para el marcado chino, aunque se espera que llegue a más mercados. Los precios de estos nuevos modelos aún no se han hecho oficiales a nivel internacional, pero teniendo en cuenta la conversión de moneda, el modelo Vivo X50 rondaría los 440 euros, mientras que el modelo Pro subiría a los 542 euros. El Vivo X50 Pro+ podría incrementar su valor unos 100 euros o algo más al llevar un procesador más potente.

Cuando se lancen en España confirmaremos precios y veremos si verdaderamente cumplen o no con lo que promete. De mismo modo que ya hicimos con otros terminales con una clara apuesta fotográfica como el Realme X3 SuperZoom.