¿Por qué ha anunciado Tesla una subida en el precio de sus coches?

¿Por qué ha anunciado Tesla una subida en el precio de sus coches?

Drita

Tesla anunció hace apenas unos días que cerraría todas sus tiendas físicas y pasaría a la venta exclusivamente online. Sin embargo, la decisión ha durado poco: la firma ha rectificado, apuntando ahora que solo serán algunas tiendas las afectas y que habrá una subida de precios de sus coches… ¿Qué ha pasado?

Cambio de planes en Tesla

El mes pasado Tesla hizo un anuncio importante que cambiaría definitivamente su dinámica de ventas. La casa californiana anunció que cerraba prácticamente todas sus tiendas físicas y que pasaba a comercializar sus coches únicamente vía online. Con esta nueva manera de gestionar su flota, introducía la posibilidad al cliente de devolver el coche si tras probarlo durante una semana (o una determinada cantidad máxima de kilómetros recorridos), no le convencía o gustaba.

Pero algo ha debido pasar en las oficinas de Tesla, porque ayer domingo, la casa confirmaba que no iba a proceder al cierre de todas sus tiendas. En un comunicado publicado en su blog oficial, Tesla apunta que ha estado evaluando concienzudamente cada tienda física que tiene repartida por el mundo y ha decidido mantener un número significativo de ellas abiertas. No solo eso.

La compañía ha decidido incluso abrir algunas tiendas que estaban muy bien situadas pero que cerraron sus puertas por un bajo rendimiento. Para recuperarlas, destinarán eso sí a un equipo Tesla más pequeño que se encargue de darle vida de nuevo a estos establecimientos. Existe además un 20% de ubicaciones que están en estos momentos bajo revisión y, dependiendo de su efectividad en los próximos meses, algunas cerrarán y otras se mantendrán abiertas.

Model 3

Evidentemente todo este cambio y mantenimiento de tiendas abiertas tiene un coste… y vas a ser tú quién lo pague. Para hacer frente a este plan, Tesla ha decidido subir el precio de sus vehículos un 3% de promedio en todo el mundo. El cambio de precios se hará efectivo a partir del 19 de marzo, de forma que todos aquellos que estén interesados en comprarte un Tesla tienen hasta el día 18 de este mes para hacerlo antes de sufrir la subida.

Solo un modelo se salva de esto: la versión más barata del Model 3 (sí, la de 35.000 dólares), que mantiene intacta su etiqueta. Sin embargo, el resto de versiones de este coche eléctrico así como los Model S y Model X sí verán una subida de sus números.

Tesla finaliza su comunicado aclarando que los 7 días de «o quedas satisfecho o te devolvemos tu dinero» continúan y que cuando un potencial cliente vaya a una tienda física, lo que hará es poder ver los coches (y hasta probarlos si lo solicita previamente) pero el pedido se seguirá haciendo «online».