Amazon quiere que este nuevo robot sea el que te entregue los paquetes

Ya sabes que Amazon siempre está pensando nuevas maneras de vender, transportar o incluso entregar sus productos. La última idea en este sentido no es otra que Scout, un robot autónomo que pretende sustituir a los repartidores de siempre a la hora de llevar tu pedido a la puerta de tu casa.

Amazon Scout: así funciona

Con forma de pequeño cochecito de seis ruedas se presenta Amazon Scout, el último invento de la firma de Jeff Bezos para hacer llegar tus pedidos a tus propias manos. La idea de la firma es la de poder contar con toda una flota de robots autónomos movidos por baterías integradas y que pueden desplazarse por las aceras a un ritmo, a juzgar por el vídeo promocional, más bien lento y sin chocar con personas ni animales.

Una vez que Scout llega a tu casa, solo tendrás que salir y recibirlo, cogiendo el paquete de su interior (cuenta con una puerta de protección que se abre cuando te acercas) . Tras ello, tú te vas feliz para casa con tu pedido y Scout continúa su camino -imaginamos que a otras casas, aunque eso nos hace dudar un poco sobre la seguridad de los propios paquetes si cualquier vecino puede coger su pedido y también otro que no le pertenezca pero esté dentro de este particular transportista.

Amazon ya se encuentra probando seis de estos robots en un barrio del Condado de Snolhomish (en Washington, EEUU), donde están trabajando de lunes a viernes en horario de mañana. Eso sí, los Scouts van siempre acompañados por un empleado de la propia empresa, encargados de ir con ellos durante sus rutas para asegurarse que funcionan correctamente y que llegan a su destino sin ningún tipo de problema.

No es la primera vez que vemos medidas un tanto curiosas por parte de Amazon a la hora de entregar paquetes. Famosos son sus drones repartidores, Amazon Air, que llegaban desde el cielo a las casas, así como su sistema de control y vigilancia remota, Amazon Key, que permite a los repartidores entrar dentro de las casas a dejar pedidos cuando los usuarios no están mientas estos los ven en directo gracias a la instalación de una cámara.

Ahora la compañía de venta de productos online apuesta por otro modelo de entrega: el de los robots autónomos, aunque también estos nos plantean algunas dudas sobre su funcionalidad real, como la antes comentada sobre el acceso que tendría cualquiera a varios pedidos si es que este equipo transporta más de uno (que sería lo lógico).

¿Te ves dándole los buenos días y las gracias a Scout en un futuro?