Esta Raspberry Pi es mejor que tú jugando a Flappy Bird

Han pasado varios años desde que se lanzó Flappy Bird y aún así este particular videojuego que tantas pasiones levantó por diversos motivos sigue siendo noticia. Eso sí, ahora no es porque haya regresado o añadido alguna novedad importante sino porque es un clon que se ejecuta en una Raspberry Pi junto a la implementación de una IA. Así no tendrás que preocuparte y dejar a la máquina que juegue sola.

Flappy Bird, un éxito eterno

Lo motivos por los que un videojuego alcanza o no el éxito pueden llegar a ser muy extraños, tanto que a veces hay quien no comparte lo ocurrido. Claro que si hay un caso que aún a día de hoy sigue llamando mucho la atención es el de Flappy Bird.

El juego desarrollado por Dong Nguyen y lanzado en 2013 se convirtió rápidamente en una auténtica locura. Todo el mundo hablaba de él y con razón, de ahí que rápidamente se hiciese viral. ¿En qué consistía exactamente y qué lo hacía especial?

Flappy Bird iOS

Pues a ver, Flappy Bird se puede resumir fácilmente como un videojuego donde debes controlar el vuelo de un pájaro para que vaya pasando entre tuberías. Estas tienen una separación diferente y también una altura distinta, por lo que no es cuestión de mantener un ritmo y altura constante son que debes ajustar bien cada movimiento para lograr el objetivo de pasar entre obstáculos.

Esa mecánica, que parecía sencilla a priori, fue realmente la base de su éxito. Porque no era nada fácil, al contrario, muchos acababan desesperando y eso hizo que criticaran muchísimo a su creador, lo que terminó provocando que lo retirase de la tienda. Una decisión muy curiosa, porque el juego le había reportado unos ingresos importantes en pocos días.

No obstante, pese al vació que dejó el juego original, no tardaron mucho en salir otros clones. Algunos con mayor o menor calidad.

Una Raspberry Pi jugando a Flappy Bird

Si nunca has jugado a Flappy Bird sabrás que pese a parecer sencillo no lo es. Mucho menos si lo juegas en un móvil, donde tienes que ir golpeando la pantalla para que el pajarito vaya dando saltos en el aire para llegar sano y salvo lo más lejos posible.

Sin embargo, hay quien no sólo ha logrado implementar un sistema basado en inteligencia artificial (Evolving Neural Networks through Augmenting Topologies o NEAT) que permite analizar los movimientos que debe seguir este pajarito para pasar por todas y cada una de las tuberías que aparecen en pantalla, también ejecutarlos de forma automática y que para ello sólo se necesite una Raspberry Pi en funcionamiento.

A través de un clon de Flappy Bird más este código, disponible para todos los interesados a través de GitHub, podrás construirte tu propio Raspberry Pi games con la que ejecutar el juego y ver cómo la IA juega. Mientras tú caerás hipnotizado por esos saltitos del pajarito y cómo pasa entre las tuberías pensando que en una de ellas se la pega sí o sí, pero no pasará. Porque esta Raspberry Pi juega a Flappy Bird mejor que tú y que la mayoría de todos nosotros.

¡Sé el primero en comentar!