GigaDrive quiere ser SSD externo más rápido del mundo (por ahora)

GigaDrive quiere ser SSD externo más rápido del mundo (por ahora)

Pedro Santamaría

Poder copiar grandes cantidades de datos en cuestión de segundos es el sueño de todos los que trabajan, sobre todo, con material audiovisual. Y es cierto que ya hay soluciones en el mercado muy rápidas, pero GigaDrive dice ser el SSD externo más rápido del mundo.

Un SSD de alto rendimiento y a prueba de todo

Las unidades de almacenamiento sólido han ido evolucionando a un gran ritmo durante los últimos años, tanto que ya disfrutamos de soluciones realmente rápidas. Un claro ejemplo son las unidades SSD de los últimos equipos de Apple. En el Mac mini M1, por ejemplo, se logran velocidades de transferencia muy altas con las que da igual si son muchos archivos o sólo unos de gran tamaño. No sufrirás cuellos de botellas como sí ocurre con los discos HDD convencionales.

Sin embargo, en temas de unidades externas la cosa cambia. Principalmente debido a un problema de estándares de conexión que por fortuna también vamos solventandose poco a poco. En breve comenzaremos a ver más soluciones basadas en USB 4 / Thunderbolt 4 y una de ellas es esta unidad externa de GigaDrive que dicen sus creadores será la más rápida del mercado. Al menos, si tenemos en cuenta que se refieren a unidad SSD externa.

¿De qué velocidad de lectura y escritura hablamos? Pues de hasta 2.800 MB/s en lectura y 2.500 MB/s en escritura. Es decir, unos datos realmente prometedores si tenemos en cuenta otras opciones ya disponibles como la unidad SSD G-Drive Mobile Pro o las antes mencionadas de los Mac, aunque ahí aclarar que son las internas.

¿Cómo se consigue? Pues con un controlador (JHK8440) capaz de funcionar como si fuese una unidad conectada internamente y un sistema de refrigeración que es capaz de disipar el calor de forma erizar para evitar descensos de rendimientos. Porque la unidad en sí que usa parece ser una WD Black NVMe M2.

Claro que no es lo único por lo que GigaDrive quiere marcar diferencias. Como unidad externa, otro de los valores de dicha propuesta será su protección IP67, de modo que podrás estar tranquilo en caso de que se moje o esté expuesto al polvo.

Así que, por todo esto y junto a un diseño que también supone un reclamo interesante gracias a un factor forma que propicia su uso con otros dispositivos como cámaras de vídeo tipo Blackmagic Pocket, hacen que sea bastante interesante si es capaz de cumplir con todo lo que promete.

¿Un SSD con futuro o simples promesas?

No hay dudas de que tal y como lo vende la compañía detrás de su desarrollo y al precio que quieren ponerlos en el mercado parecen algo casi imposible de creer. La unidad de 4TB tendría un coste de 302 euros y la de 1TB y 2TB pues 129 y 184 euros correspondientemente. Al menos durante lo que dura la campaña de Indigogo, veremos cuando llegue a tiendas si se mantiene o no.

En caso de que cumplan las promesas de velocidad, durabilidad y el precio no se dispare, es cierto que podríamos estar frente al SSD por el que muchos apostarían para todo tipo de usual, desde almacenamiento extra para trabajos de edición de vídeo, almacenamiento de juegos en consolas de nueva generación o incluso para grabar directamente desde cámaras de alta definición que admitan este tipo de soportes en lugar de tarjetas SD.

Pero hasta que no esté en mercado y se pueda comprar y testear habrá que ser cautos. Lo bueno es que por fin las unidades SSD están ganando más y más protagonismo frente a los clásicos HDD. Y, además, cada vez ofrecen más capacidad que siempre está genial. Porque hoy en día es fácil generar varios cientos de gigas de información incluso grabando vídeo con un teléfono móvil.