El futuro volante de Jaguar se calienta para avisarte de los peligros

El futuro volante de Jaguar se calienta para avisarte de los peligros

Carlos Martínez

La tecnología en los vehículos sirve para mucho más que colocar grandes pantallas en el salpicadero y cámaras con las que poder ver todo lo que nos rodea. También sirve para mejorar la seguridad del conductor, y eso es algo que en Jaguar tienen muy presente, ya que han desarrollado este volante sensorial que busca centrar la atención del conductor en la carretera de una manera muy ingeniosa.

Un volante con calefactado como guía GPS

Jaguar Volante Sensorial

La idea de Jaguar no es otra que mantener la mirada del conductor en la carretera. Los sistemas de infoentretenimiento de hoy en día incluyen grandes pantallas desde las que poder ver con total claridad la información del navegador, la música y los menús, sin embargo, a la hora de conducir, resulta muy peligroso mirar a la pantalla para seguir indicaciones.

Con la idea de evitar reducir la distracción del conductor, muchos fabricantes han implantado sistemas como el head-up display (la pantalla flotante transparente que se coloca sobre el salpicadero) o cuadros de mandos digitales en los que mostrar la información del navegador. Pero Jaguar ha ido más allá, y ha decidido no interceder en la visión del conductor y ha optado por estimular otro sentido: el tacto.

El resultado es un volante sensorial capaz de transmitir información enviando señales de calor al conductor. Así, cuando la siguiente instrucción en la navegación sea girar a la derecha, la zona derecha del volante irá aumentando su temperatura a medida que nos acercamos al lugar en el que tenemos que hacer el giro.

Jaguar Volante Sensorial

Además de transmitir las indicaciones del GPS, el volante también será capaz de avisar sobre intersecciones peligrosas, como la llegada de una señal de stop, ya que la temperatura del volante comenzará a incrementar a medida que nos acerquemos.

Este volante es capaz de incrementar su temperatura en 6 grados, aunque el usuario podrá definir la potencia máxima según su percepción. Además de las funciones anteriormente citadas, el sistema podría sustituir en determinados momentos a otros avisos sonoros presentes en el vehículo, ya que en momentos en los que existe conversación o está sonando la música, el volante podría subir su temperatura para llamar la atención ya sea en caso de aviso de combustible o información de puntos de interés.