Donde dije digo… Lufthansa dejará usar los AirTags

Donde dije digo… Lufthansa dejará usar los AirTags

Daniel Marín

Hace unos días, la aerolínea alemana Lufthansa encendió todas las alarmas. Algunos clientes de la compañía se quejaron en Twitter de la extraña política que tenía la empresa con los AirTags. Lufthansa respondió que, según las normas de aviación, los localizadores de Apple no están permitidos en los vuelos. La noticia no tardó en viralizarse, especialmente porque, con la normativa en la mano, Lufthansa no tenía razón. Unos días más tarde, la aerolínea ya ha hecho una peculiar recogida de cable.

Lufthansa interpreta una norma a su estilo: Sale mal

airtags lufthansa polemica tuit.jpg

El experimento de los AirTags no le ha salido bien a Lufthansa. La aerolínea alemana comenzó el pasado fin de semana a poner pegas a los clientes que usaban estos rastreadores en sus maletas. La gente se quejó en Twitter, y el perfil oficial de la empresa respondió afirmando que el uso de los AirTags incumplía las directrices de la Organización de Aviación Civil Internacional.

La información se publicó en varios tuits. No provinieron todos del mismo empleado, pues los trabajadores de Lufthansa firman los tuits con su nombre cuando escriben en la red social. Vamos, que podemos descartar que a un empleado se le fuera la pinza. La información venía claramente de arriba. En cualquier caso, esta medida ha durado poco, pues no se imaginaban que les iba a salir tan mal la jugada.

Lufthansa recula: Puedes usar tus AirTags

lufthansa airtags.jpg

Como debatir contra una pared. Cuando los clientes de Lufthansa pidieron explicaciones a la compañía sobre esta prohibición, estos salieron por la tangente con las directrices de la OACI. Dicha normativa es la encargada de regular los dispositivos que se pueden llevar durante un vuelo. Sin embargo, los que cubrimos la noticia no tardamos ni dos minutos en comprobar que los AirTags no se engloban dentro de la lista de dispositivos prohibidos, pues ni tienen batería, ni emiten altas frecuencias que puedan interferir en el buen funcionamiento de una aeronave.

Algunos expertos del mundillo de las aerolíneas se atrevieron a afirmar que la prohibición no era más que un intento de la compañía de evitar demandas por la pérdida de maletas.

Con la normativa por delante, Lufthansa siguió insistiendo en redes sociales sobre su postura. Tanto, que el culebrón acabó llegando a las autoridades de aviación en Alemania. Finalmente, acabó pasando lo evidente. Las autoridades evaluaron el problema y acabaron afirmando que los dispositivos de localización de Apple no suponen un riesgo para los vuelos. Ni por el uso de la pila de botón, ni por la propia radiofrecuencia.

Lufthansa parece no haber informado todavía a sus trabajadores

De nada sirve que las autoridades alemanas acaben dando la razón al consumidor si en la cola de embarque, un trabajador de Lufthansa no te deja subir al avión por culpa de llevar un AirTag.

Pues bien, AppleInsider, que es el medio que más se ha movido para destapar todo este lío, se ha puesto en contacto recientemente con seis trabajadores anónimos de esta compañía. Cuando preguntaron sobre esta polémica, tres de ellos seguían pensando que estaban prohibidos. Dos no habían llegado a enterarse de la prohibición. Y el tercero no sabía lo que era un AirTag.