Estas gafas inteligentes con una Raspberry Pi pueden identificar gestos

Se espera que Apple y otras compañías lancen en un futuro cercano sus propias gafas inteligentes, pero hasta que eso no ocurra sólo queda tener paciencia. Bueno, eso o fabricarte las tuyas propias como está haciendo Teemu Laurila. Este maker se ha construido unas Smart Glasses con una simple Raspberry Pi Zero W y la ayuda de algún que otro elemento más como la cámara de Raspberry Pi. Aunque lo que realmente hay detrás de estas gafas capaces de reconocer gestos es mucho talento.

Raspberry Pi Smart Glasses

Las Raspberry Pi Smart Glasses no se tratan de ningún producto oficial por parte de The Raspberry Pi Foundation. Tampoco son una propuesta que por acabados estéticos pueda estar a la altura de lo que ya hemos visto en el pasado por parte de Google y sus Google Glass o con propuestas más recientes como las Echo Frame de Amazon.

Aún así, estas gafas inteligentes creadas con una Raspberry Pi Zero W por un usuario con mucho talento llamado Laurila son increíbles. Tanto que se convierten en uno de esos proyectos que igual estaría bien llevar a cabo, especialmente en colegios y otros fines educativos.

Como se puede ver en el vídeo publicado (canal de YouTube Teukkaniikka), estas Smart Glasses son una llamativa propuesta que combina el uso de una Raspberry Pi Zero W con el módulo de cámara de la misma y un PC con una IA que permite analizar todo lo que captura para interpretar los gestos con la mano.

De ese modo, a cada gesto se le puede asignar una acción predeterminada. Por ejemplo, en los que se pueden ver en el vídeo, con el gesto del pellizco y girando a un lado u otro se puede controlar el nivel de brillo máximo y mínimo de una lámpara. O también se puede simplemente capturar la imagen para que la IA instalada en el PC la analice y saque una proyección que se superpone en tiempo real para que se pueda ver.

Esencia maker en su máximo esplendor

El proyecto llevado a cabo por parte de Laurila es, sin ningún tipo de duda al respecto, una demostración muy eficaz del potenciar de la Raspberry Pi, de su nuevo módulo de cámara, pero principalmente del talento de su creador y de la esencia maker.

Son este tipo de proyectos los que, más allá de lo estético o no que pueda llegar a resultar la solución, demuestran todo lo que se puede hacer a día de hoy con un dispositivo como la Raspberry Pi y los conocimientos adecuados. Lógicamente el nivel de miniaturización y estética que puede conseguir una empresa con más recursos en todos los aspectos no tiene comparación, pero aquí no se trata de competir en ese terreno sino demostrar las capacidades.

Así que, puede que esto te motive para darle um empujón a algún proyecto que tengas en mente y aún no hayas comenzado. O para ver que puedes intentar ir un poco más allá y buscar algo más desafiante, un reto de verdad como este de Laurila con el que se propuso construir sus propias gafas inteligentes.