La última patente de Samsung parece un gadget de James Bond

La última patente de Samsung parece un gadget de James Bond

Carlos Martínez

Ya sabes que las patentes no tienen porqué significar nada en especial, pero nos resulta imposible no echarles un ojo para imaginar qué nos deparará el futuro. En esta ocasión, la Oficina de Patentes y Marcas de Estados Unidos ha archivado una solicitud de Samsung en la que se explica el diseño de un curioso S-Pen con cámara integrada.

Eliminar el notch para siempre

S-Pen Camara

Esta idea propuesta tiene un único objetivo en mente, eliminar el uso de cualquier tipo de notch y bisel posible en la pantalla. Con esta premisa, está claro que un elemento tan importante para algunos usuarios como es la cámara frontal para los selfies desaparecería, por lo que Samsung ha ideado este concepto con el que poder trasladar el sensor de imagen a otro lugar.

Y el sitio no es otro que en el mismísimo S-Pen, el lápiz digital presente en los Galaxy Note que incluiría una cámara en su delgado cuerpo para que los tan amados selfies sigan pudiendo estar disponibles para todos. Tal y como podemos ver en los dibujos que acompañan a la patente, parece que el S-Pen sería capaz de incluir una serie de lentes y un espejo con el que capturar la imagen con el lápiz en vertical. Teniendo en cuenta esta distribución, la noticia de la adquisición de la compañía CorePhotonics cobra bastante más sentido.

CorePhotonics es una empresa especializada en la creación de módulos de cámara para móviles con funciones de zoom óptico, una tecnología que se basa en una distribución de elementos muy similar a la representada en los esquemas de la patente, donde también se habla de un sistema óptico. Puede que en el caso del S-Pen no ofrezca zoom óptico (no sería necesario para los selfies), pero quizás la tecnología de CorePhotonics sea clave para poder llevar a cabo la idea.

Un S-Pen que evoluciona

El Galaxy Note 9 ya nos trajo un S-Pen con bastante personalidad, ya que el lápiz incluyó la capacidad de controlar remotamente la cámara del teléfono con la ayuda de su conectividad Bluetooth y su botón integrado. Esta nueva patente mostraría una evolución más hacia un elemento todavía más independiente y con mayor protagonismo. La duda estará en si el fabricante logrará volverlo a esconder en el interior del teléfono o si por el contrario necesitará libertad debido a sus nuevas dimensiones.