Esta silla de Segway y Ninebot quiere ser tu (cómodo) vehículo del futuro

La feria del CES 2020 está a pocos días de abrir sus puertas y eso solo puede significar una cosa: que las novedades no van a parar ya de surgir en estos días. Y algunas son tan curiosas y futuristas como este vehículo eléctrico en formato silla de Segway y Ninebot. ¿Te imaginas subido a uno dentro de unos pocos años?

S-Pod, el nuevo concepto de Segway y Ninebot

El CES es posiblemente uno de los mejores escenarios que existen para poder disfrutar de los grandes avances dentro del mundo del transporte personal. Los fabricantes suelen aprovechar la feria de Las Vegas para llevar no solo sus productos de comercialización inmediata sino también aquellos conceptos con los que esperan conquistarnos en un futuro (no muy lejano).

Este es el caso de la firma Segway y de su propietaria Ninebot, que estarán en la ciudad que nunca duerme mostrando un prototipo de vehículo llamado S-Pod, una especie de silla futurista pensada para transportarnos. Este aparato tan llamativo (y aparentemente cómodo) es capaz de moverse a una velocidad máxima de 38,3 kilómetros por hora y cuenta con una tecnología que se encarga de equilibrar automáticamente el vehículo mientras se mueve para que sea fácil conducirlo. En cuanto a la autonomía del S-Pod, sirve para hacer recorridos de hasta 70 kilómetros antes de necesitar ser cargado de nuevo.

Segway Ninebot

Son los únicos detalles facilitados por el momento por la firma, que también estará en Nevada mostrando otro producto mucho más accesible (de hecho ya tiene precio (799 dólares) por lo que debería dejarse ver más pronto que tarde). Se trata del NineBot KickScooter Air T15, un monopatín eléctrico que dice ser el más ligero y compacto del catálogo de la casa y que puede plegarse fácilmente cuando no se utiliza.

Segway Ninebot

Con un motor de 300 vatios para moverte a 20 kilómetros/hora, puede recorrer hasta 15 kilómetros antes de quedarse sin energía (tarda 2 horas y media en cargarse) y es capaz de subir cuestas con una inclinación del 15% sin perder velocidad. En cuanto a la mencionada autonomía, puede parecerte algo corta pero tiene truco: resulta que el equipo viene con una nueva tecnología de frenado que recarga la batería cada vez que disminuyes la velocidad o detienes el patín.

Este Ninebot cuenta, por cierto, con certificación IPX5, por lo que cuenta con resistencia al agua, quitándote de encima una preocupación si el patinete llega a mojarse accidentalmente en alguna ocasión.

NineBot KickScooter Air T15 vs Mi Scooter

Como adelantábamos, el nuevo patinete eléctrico de la casa tendrá un coste superior a los 700 euros (si aplicamos la conversión actual), un precio notablemente superior al del modelo más popular del mercado, el Mi Scooter de Xiaomi -bajo estas líneas. Evidentemente hay diferencias de diseño notable: el NineBot KickScooter Air T15 pesa dos kilos menos y se puede plegar (presumiblemente) ocupando menos espacio que el equipo de Xiaomi y cuenta con un motor ligeramente superior.

Mi Electric Scooter Pro

Eso sí, ni alcanza la velocidad de la propuesta de Xiaomi (que llega a los 25 km/h) ni la autonomía (situada en 30 km) tras una carga completa. Por contra, el modelo de Ninebot disfruta e una tecnología de recarga nueva que será muy interesante de probar para comprobar su eficacia.

Para ti, ¿qué modelo gana?