Snapdragon 855+, una actualización del mejor procesador de Qualcomm pensada para el gaming

Los últimos smartphones de gama alta que se están o van a presentarse tendrán un componente común: el nuevo Qualcomm Snapdragon 855+, un procesador que se anunció hace unas semanas y ahora es cuando surge la pregunta acerca de qué diferencias tiene con el hasta ahora tope de gama.

Snapdragon 855 Plus, características

Hasta el momento, Qualcomm no había lanzado ninguna versión Plus de sus procesadores. Esperaba el ciclo habitual y nuevo micro. Pero con el Snapdragon 855+ todo cambia, y llega una CPU que podemos definir una actualización o puesta a punto del 855 que todos conocemos. Un micro especialmente destinado a esos gamas alta que requiere un plus de potencia.

El Snapdragon 855+ es un procesador que mantiene la misma arquitectura de 7 nanómetros y el mismo sistema de clusters, donde tenemos ocho núcleos. De todos ellos, uno es el principal, tres están pensados para ofrecer un alto rendimiento y los cuatro restantes para todas aquellas tareas que son menos exigentes y permiten mejorar la eficiencia energética.

Las diferencias llegan en la frecuencia de reloj máxima y potencia gráfica. A nivel CPU mejora un 4% aproximadamente, pasando de un máximo teórico de 2,8 Ghz hasta los 2,96 Ghz. Aunque el principal cambio está en el rendimiento de su gráfica Adreno 640, está y según datos de Qualcomm ofrece un 15% más de rendimiento.

Según resultados iniciales de GeekBench, los datos en test sintético Single Core y Multi Core arrojan unas cifras de 3.632 y 11.304 puntos respectivamente. Esto hace que sea, por ahora, el procesador más potente usado en dispositivos Android.

Además, el motor de inteligencia artificial es más capaz y llega a superar los 7 billones de operaciones por segundo. Gracias a ello, el procesador es mucho más atractivos para todos aquellos dispositivos que requieren ese extra para tareas como la ejecución de juegos con una alta carga gráfica, aplicaciones de realidad virtual y también todo lo relacionado con IA.

Qualcomm 855+

Por ejemplo, uno de los primeros dispositivos en integrar este Snapdragon 855+ es el Asus ROG Phone II, actualmente el dispositivo Android más potente. Al menos, según las especificaciones que incluye su hoja técnica.

Por lo demás, el resto de detalles técnicos y componentes alrededor del procesador son, como decíamos, idénticos. Es más, sigue sin ofrecer soporte completo para las conexiones de datos 5G. Algo que, presumiblemente, llegará con la siguiente generación de procesadores que deberíamos conocer a finales de año.

En la web de Qualcomm puedes conocer datos mucho más concretos acerca del procesador. Por ejemplo, los formatos de vídeo capaz de capturar (HDR10, HLG o HEVC); máximo de FPS a la hora de grabar vídeo en cámara lenta, resolución y profundidad de color capaz de gestionar en la pantalla, estándares de conexión USB y mucho más.