3 usos que puedes darle al nuevo Kindle Scribe de Amazon

3 usos que puedes darle al nuevo Kindle Scribe de Amazon

José Luis Sanz

Si Steve Jobs levantara la cabeza y viera el panorama actual de dispositivos móviles seguramente se volvería corriendo asustado y horrorizado por donde ha venido. Él, que proclamó a los cuatro vientos durante la presentación del primer iPhone en 2007 que los seres humanos nacemos con cinco pen en cada mano, no entendería la querencia de empresas como Apple y Samsung por los esos lápices digitales. Y la última en subirse al carro ha sido Amazon… ¡con su Kindle!

¿Qué usos puedes darle?

Kindle Scribe es el último producto ideado por los de Jeff Bezos para cubrir un mercado en claro crecimiento y que supone una evolución respecto de los simples lectores de libros o cómics electrónicos. Se trata de las agendas digitales de anotación manuscritas. Sacar el teclado de pantalla de un iPad está muy bien, pero hay usuarios que quieren sentir entre sus manos la presencia de un lápiz o bolígrafo con el que garabatear, apuntar, esbozar o simplemente pasar las páginas. Se trata, de alguna manera, de una especie de conexión ancestral a la que queremos aferrarnos como manera de reproducir esos momentos a solas en los que clarificamos ideas o las fijamos negro sobre blanco.

El caso es que con este Amazon Kindle Scribe entre nosotros, se nos ha ocurrido contarte qué tres usos puedes darle en tu día a día, para que encuentres sentido a comprarlo y gastarte los casi 370 euros de su precio que, por cierto, lo tendréis disponible a principios del mes de diciembre.

Libreta de anotaciones

Es el primer uso que a todos se nos viene a la cabeza, llevar siempre con nosotros este Kindle Scribe para guardar la lista de la compra, tomar notas en clase o en una reunión de trabajo aclarar los conceptos de algo que queremos explicar más tarde a través de un discurso o un informe. Muchas personas no consiguen conectar con la frialdad de una app de notas en el móvil y siguen prefiriendo la letra manuscrita propia y fijar las ideas contemplando, bolígrafo en mano, una página en blanco, en este caso, de tinta electrónica.

Kindle Scribe.

Revisa informes y documentos

Otra ventaja de este Kindle Scribe es que es muy sencillo corregir documentos que nos remitan del trabajo o de la escuela: puntuar ejercicios, o apuntar detalles a cambiar en un informe es más sencillo si todo el proceso lo realizáis ya digitalmente, del mismo modo que firmar PDF para imprimirlos se convierte en una tarea rápida y sencilla.

Kindle Scribe.

Apunta lo que sientes al leer

Este Kindle Scribe, al mezclar lo mejor de un lector de libros con la faceta de agenda de notas, nos permite lanzar en cualquier momento una ventana en pantalla donde podemos apuntar qué nos parece eso que estamos leyendo. De esta forma, queda guardado para el futuro cualquier apreciación o sentimiento que nos haya asaltado al leer tal o cual pasaje. Es una bonita forma de llevar una especie de diario literario personal donde dejamos constancia de las cosas que sentimos. Aunque si prefieres realizar un dibujo… ni tan mal.

 

El enlace a Amazon que aparece en este artículo forma parte de nuestro acuerdo con su Programa de Afiliados y podría reportarnos una pequeña comisión por su venta (sin que esto afecte al precio que tú pagas). Aun así la decisión de publicarlo y añadirlo se ha tomado, como siempre, libremente y bajo criterio editorial, sin atender a peticiones por parte de las marcas involucradas.

¡Sé el primero en comentar!