Ampliar el SSD de PS5 será posible en verano (y ojo con el ruido)

Ampliar el SSD de PS5 será posible en verano (y ojo con el ruido)

Carlos Martínez

Hace unas horas pudimos disfrutar de la retransmisión del último State of Play de PlayStation en el que conocer las novedades que llegarán próximamente al catálogo de PS5. La marca aseguró que en dicha retransmisión no iban a hablar de nada relacionado con el hardware, sin embargo, eso no quería decir que no fuéramos a encontrar novedades de ello en otro lugar.

¿Cuándo podremos ampliar el SSD de PS5?

Despiece PS5

En un último reporte publicado por Bloomberg, el medio asegura que la esperadísima funcionalidad de usar unidades SSD adicionales utilizando la ranura de expansión que la consola cuenta en su interior comenzará a estar disponible a mediados de este año (verano en el hemisferio norte).

Ya sabíamos que dicha función llegaría con una futura actualización del sistema, pero parece que la fecha está cada vez más cerca. Lo interesante del asunto es que parece que el uso de una unidad de almacenamiento adicional traerá consigo una serie de detalles que hasta ahora no habíamos tenido en cuenta.

Más revoluciones para el ventilador

Despiece PS5

Si hay algo que muchos usuarios han agradecido a la nueva consola, es su excelente nivel de ruido cuando está funcionando a pleno rendimiento. El trabajo de disipación de esta generación ha sido bastante bueno, y aunque existe el famoso ruido eléctrico “coil whine”, en líneas generales la consola se comporta excelentemente.

Sin embargo, tal y como detallan en Bloomberg, el usar una unidad SSD adicional obligará al sistema a aumentar las revoluciones del ventilador para mantener la temperatura del equipo en condiciones óptimas. Recordemos que la unidad SSD integrada de PS5 ofrece tiempos de lectura y escritura realmente rápidos, por lo que las nuevas unidades que se conectarán a la consola deberán de ofrecer un rendimiento similar.

Esto podría traducirse en que las unidades SSD compatibles que comenzarán a comercializarse deberían de contar con unas especificaciones muy concretas para que cumplan con los estándares de la consola, algo que podría ser uno de los causantes de esta interminable espera, además de que ello conllevaría un consumo energético considerable que se traduciría en calor.

Seguimos sin saber qué unidades serán compatibles

De todas formas, a día de hoy seguimos sin poder saber qué unidades serán compatibles con la consola. Sony deberá de anunciar qué unidades cumplen con los estándares exigidos por la consola, y a partir de ahí podremos saber qué precio tendrán las versiones compatibles y qué prestaciones ofrecerán cada una de ellas. Puede que incluso veamos algunas con algún tipo de disipador integrado, así que ya veremos con qué nos sorprenden los fabricantes.

Sea como sea, necesitamos una lista de unidades compatibles, ya que aún conociendo el slot de conexión y sabiendo que existen muchas unidades de almacenamiento en el mercado, conectar una de esas a día de hoy lo único que nos regalará es un bonito código de error en nuestra PS5.

¿Va a ser la PS5 más ruidosa?

PlayStation

Con la información compartida, ahora mismo es lo que podemos entender. Más revoluciones del ventilador sólo se puede traducir en más ruido, aunque habrá que ver hasta qué punto va a estar funcionando en todo momento esa unidad secundaria y qué temperaturas podrá alcanzar constantemente.

Puede que todo se quede en algo puntual, y que con una buena organización de los contenidos rebajemos la demanda de datos de cualquiera de las dos opciones de almacenamiento, ayudando así a gestionar mejor la temperatura interna de la consola.

Sin embargo, con juegos como Call of Duty, que se llevan más de 500 GB de espacio, mucho nos tememos que esa organización será bastante complicada, más sabiendo que la capacidad interna de la consola se queda en sólo 667 GB después de restar el espacio necesario para almacenar los archivos del sistema.