Por qué el hackeo de PS5 no significa nada todavía

Por qué el hackeo de PS5 no significa nada todavía

José Luis Sanz

Es una costumbre que nos persigue dentro del mundo de los videojuegos desde tiempos inmemoriales, prácticamente desde que las consolas tienen sistema operativo interno y los hackers herramientas para asaltar la seguridad desarrollada por los SEGA, Nintendo, Microsoft o, como en este caso, Sony. El caso es que PlayStation 5 ha sido hackeada, aunque ahora solo queda ver la trascendencia que tendrá en los próximos tiempos.

Un hack que no va más allá

Como os decimos, afirmar que una consola ha sido hackeada no es algo que ocurra todos los días, porque supone que se coloca la primera piedra para construir sobre ese agujero de seguridad que han explotado un edificio más ambicioso que pasa, obviamente, por tener la posibilidad de cargar juegos sin firmar. Es decir, se abrirían las puertas a poder descargarnos un lanzamiento de la PlayStation Store, por ejemplo, y ejecutarlo sin que medie el permiso de los japoneses.

Ahora bien, que nos encontremos en los primeros metros de ese camino no significa que PS5 vaya a cargar esos juegos de la noche a la mañana porque, como explican en algunas páginas donde se detalla lo conseguido en las últimas horas alrededor de ese jailbreak de la consola, todavía no es posible ejecutar código alguno. Lo que lo convierte en irrelevante para un usuario que quiera llenar su consola de videojuegos piratas.

Imagen del usuario de twitter
Lance McDonald
@manfightdragon
It’s… beautiful.

The PlayStation 5 has been jailbroken. https://t.co/54fvBGoQGw

03 de octubre, 2022 • 04:57

64.7K

1.8K

Lo que han conseguido los equipos que trabajan en el jailbreak de PS5 ha sido reventar el firmware 4.03 de la consola para, como afirman sus responsables, permitir que «este exploit nos dé acceso de lectura/escritura, ¡pero no de ejecución! Esto significa que no hay posibilidad de cargar y ejecutar archivos binarios en este momento […] Sin embargo, la implementación actual habilita la configuración de depuración».

¿Hackearías tu consola?

Como os decimos, todas las consolas que han llegado al mercado a lo largo de los últimos 22 años han sufrido exploits de todo tipo, en mayor o menor medida y según su popularidad, pero en el caso de PS5 se dan varios escenarios que convierten en prácticamente imposible que un usuario medio se incline por reventar el software de su máquina: por un lado está la escasez de consolas que impediría que en caso de brickeo tengamos un recambio rápidamente (y un código de error prácticamente al instante), y por otro que el ecosistema online de videojuegos impide que nos lancemos a intentar algo así.

interior ps5.jpg

Es por todos sabido que cuando se explota un sistema operativo de una consola así, el primer damnificado es el acceso a la tienda digital y la os servicios en línea, lo que nos desconecta automáticamente de todo el mundo. Sony controla qué requisitos debe cumplir una PS5 para entrar en PlayStation Store, o PlayStation Network, y una máquina modificada no tiene demasiadas papeletas de colarse sin que se note, algo que derivaría presumiblemente en un baneo instantáneo de la cuenta de PSN que tenga aparejada.

Así que de momento está muy bien quedarnos con el titular de que «PS5 ha sido hackeada». Pero a día de hoy, en lo que de verdad nos afecta a los usuarios, es tanto como afirmar que con ella podríamos aterrizar en Marte.

Fuente > Wololo

¡Sé el primero en comentar!