El SCUF Reflex para PS5 es un mando Pro para competir con exigencia

El SCUF Reflex para PS5 es un mando Pro para competir con exigencia

Carlos Martínez

Puede que el sector más competitivo en juegos de shooters se centre en las versiones de PC para jugar con teclado y ratón, pero el crecimiento que han tenido las consolas especialmente por su potencial gráfico, también ha creado un ambiente competitivo gigantesco que llega a todo el mundo. Por eso existen accesorios centrados en profesionales, como este gamepad de SCUF, el Reflex Pro para PS5.

Un mando con todo bajo control

SCUF Reflex Pro

Hemos tenido la oportunidad de probar uno de esos SCUF Reflex Pro y las impresiones no han podido ser más positivas. Una vez en la mano la sensación es idéntica a la de tener un DualSense agarrado. Esto es algo obvio y evidente, ya que estéticamente es igual. Los gatillos, botones y sticks tienen el mismo tacto, la carcasa está compuesta por exactamente las mismas partes, y el peso es a simple vista muy aproximado.

Pero la cosa comienza a cambiar cuando lo agarras con más intención. Y para bien. En ese momento te das cuenta de que las novedades están en la parte inferior. Por un lado, las empuñaduras tienen un material gomoso antideslizante que ayuda bastante al agarre. Los jugadores que jueguen durante muchas horas seguidas sabrán de qué hablamos.

SCUF Reflex Pro

En la cara opuesta de los sticks se sitúan los botones adicionales con los que tener accesos directos de funciones completamente personalizables. Es una función que hemos visto en otras soluciones del mercado. Sin ir más lejos. El Xbox Elite Controller introdujo unas palas inferiores reemplazables que permitían pulsar botones con la zona de las puntas de los dedos que quedan inutilizadas mientras agarramos el mando.

Normalmente no suelen convencernos este tipo de soluciones, pero en el caso de este SCUF Reflex Pro, hemos notado que la ubicación y forma de las palas se siente mucho más naturales y cómodas de pulsar que en otras propuestas del mercado.

¿Es mejor que un DualSense?

SCUF Reflex Pro

Las diferencias que podemos encontrar entre este SCUF Reflex Pro y el DualSense oficial de PS5, es que el controlador de PlayStation cuenta con tecnologías propietarias que nadie puede copiar. Es así de simple. Los gatillos adaptativos no están presentes en el mando de SCUF, y todos sabemos lo espectacular que resulta sentir la vibración y los bloqueos de pulsación en los botones. Pero, ¿realmente se utilizan estas funciones?

Todo aquel jugador que vaya a jugar en modo competitivo lo primero que hará es desactivar los gatillos adaptativos para obtener la respuesta más rápida posible. Es más, la web de SCUF permite personalizar el mando configurando unos gatillos de clic inmediato, eliminando el recorrido analógico tradicional. Esto está disponible únicamente en el modelo FPS.

Por esta razón, el perfil competitivo de este mando se puede permitir obviar esos detalles tecnológicos que llaman tanto la atención. Aquí lo que se busca es rapidez y rendimiento, y ese ese caso el SCUF Reflex Pro cumple con nota. Disponer de un mando idéntico al DualSense con características extra como la personalización de botones o los acabados antideslizantes, lo convierten en una opción profesional muy a tener en cuenta.

El único problema está por llegar

dualsense edge ps5.jpg

Con un precio inicial de 249,99 euros, el SCUF Reflex Pro no es un mando barato, pero sus altas prestaciones le llevan a un nivel muy por encima de los mandos normales. El problema está en que su precio y sus características podrían verse afectados con la llegada del DualSense Edge, el mando oficial de PlayStation que ya incluye botones personalizables, sticks reemplazables y también gatillos adaptativos. ¿Su precio? 239.00 euros.

La baza de SCUF es que permite personalizar el mando de mil maneras, pudiendo elegir colores diferentes para cada una de sus piezas y personalizar ciertos acabados con todo lujo de detalles. Si quieres un mando muy personal, esta es sin duda la mejor opción.

Fuente > SCUF

¡Sé el primero en comentar!