Buenas noticias: vas a poder usar SSD baratos en tu PS5

Como ya sabes, muy pronto vamos a poder ampliar la memoria de PS5 con un SSD M.2, sin embargo, Sony nos dejó una serie de requisitos técnicos que debíamos de tener en cuenta a la hora de comprar una unidad, ya que, según ellos, no todos los modelos del mercado serían compatibles con la consola. Pero, ¿hasta qué punto es cierto?

Colocando un SSD “lento” en PS5

Samsung SSD 980 Pro

Según los requisitos técnicos publicados por Sony, las unidades SSD que vayan a conectarse en el zócalo interior de una PS5 deberá de contar con una velocidad de lectura de al menos 5.500 MB/s. Esta es una cifra que puede encontrarse fácilmente en el mercado, incluso muchos modelos la superan con velocidades de 7.000 MB/s, sin embargo, el principal problema es que para conseguirlas tendrás que desembolsar una gran cantidad de dinero para hacerte con una de ellas.

Las opciones más económicas son, obviamente, más lentas, sin embargo, en The Verge han querido salir de dudas y han probado una unidad que sólo promete lecturas de 3.900 MB/s. ¿Qué ocurre si usamos este tipo de SSD? ¿Dejarás de funcionar tu consola?

Todo funciona a la perfección

SSD Adata

Contra todo pronóstico, la unidad SSD ADATA XPG Gammix S50 Lite funcionó a la perfección. Esta unidad lograba alcanzar unos tiempos de lectura de 3.898 MB/s según el test que realiza la propia consola, unas cifras que no cumplen con los estándares oficiales de Sony, pero que sorprendentemente la consola parece aceptar. Simplemente, tras finalizar el test, un mensaje te informará de que en caso de experimentar problemas mientras juegas, la solución podría pasar por mover el contenido al sistema de almacenamiento integrado de la propia consola.

Para las pruebas, en The Verge instalaron los juegos Ratchet and Clank: Una dimensión Aparte, Returnal, Spider-Man: Miles Morales, FFVII Remake (versiones de PS5 y PS4), y Yakuza Like a Dragon (versiones de PS5 y PS4). Las pruebas se centraban en comprobar los tiempos de carga de cada juego, desde que se inicia la aplicación hasta que se llega al menú principal, y sorprendentemente se obtuvieron los mismos resultados para la memoria interna, un SSD Sabrent Rocket (modelo que cumple con los 5.500 MB/s que se exigen por Sony) y el modelo de ADATA de “baja” velocidad”.

Esto ha demostrado que de momento no parece importar que la memoria SSD ofrezca más o menos velocidad, ya que aparentemente no parece sufrir grandes problemas a la hora de realizar lecturas.

¿Y qué pasa en el futuro?

Esa será la cuestión que queda en el aire. Ahora mismo los juegos disponibles parecen responder perfectamente con tiempos de lectura inferiores a 3900 MB/s, y como bien apuntan en The Verge, teniendo en cuenta que Xbox Series X trabaja con velocidades de 2,4 GB/s, todos los juegos que sean desarrollados para ambas plataformas posiblemente respeten el ancho de banda de Microsoft, y sólo los títulos exclusivos de Sony sean lo que busquen exprimir al máximo las propiedades de PS5.

En este último caso, si los desarrolladores comienzan a exprimir los 5.500 MB/s de lectura, será entonces cuando estas memorias más lentas y baratas sufran problemas.

*Nota al lector: en el texto encontrarás enlaces a Amazon que forman parte de un programa de afiliados por la marca. Todos han sido seleccionados de manera libre por los editores de El Output, y en ningún momento nuestras recomendaciones están condicionadas por ninguna petición.