Xbox Game Pass sigue demostrando que vale cada euro de su precio

Xbox Game Pass sigue demostrando que vale cada euro de su precio

Carlos Martínez

Microsoft ha anunciado las nuevas incorporaciones que se unirán al catálogo de Xbox Game Pass en este mes de febrero. Las novedades vuelven a traer grandes nombres al servicio, reconfirmando una vez más que se trata de una de las suscripciones más interesantes de la industria. Estas son las novedades.

Más juegos para tu Xbox One

Si bien los juegos incluidos en la suscripción Gold en este mes de febrero no nos parecían demasiado interesantes, con las novedades en Xbox Game Pass nos ocurre todo lo contrario. Y es que el aplauso está más que justificado. A partir del 6 de febrero el catálogo de juegos disponibles aumentará con la incorporación de Final Fantasy XV y Wolfenstein: Youngblood, dos juegazos que recibieron muy buena crítica cuando se lanzaron en 2019 y que ahora llegan a Game Pass para todos aquellos que no lo jugaron o quieran hacerlo de nuevo.

El tercer juego que se incluye en la lista es Death Squared, un título nacido en el programa ID@Xbox que propone puzles muy coloridos y divertidos con los que los jugadores tendrán que estar muy atentos a los movimientos e incluso cooperar en partidas cooperativas para poder hacerse con la victoria. Este título estará disponible en consolas, ya que en la suscripción de Game Pass para PC aparecerá Death’s Gambit, un plataformas 2D con toques RPG bastante llamativo.

Game Pass ya gusta más que los juegos con Gold

Xbox Series X

Microsoft está jugando muy bien sus cartas. Puede que la impresión con Games with Gold sea la de que a Microsoft se le están acabando las opciones interesantes para regalar en su suscripción mensual, pero lo cierto es que ahora lo verdaderamente interesante está en su catálogo permanente. Xbox Game Pass se ha convertido en un aliciente muy llamativo para hacerte con una Xbox One, y lo será todavía más en el momento que Xbox Series X llegue a las tiendas.

Como suele ser normal, la llegada de una consola de nueva generación viene acompañada de una lista de juegos ligeramente escasa, así que contar con una biblioteca larguísima de juegos (aunque sean de la anterior generación), es un punto muy a favor a la hora de comprar la consola. Además, lo normal sería que Microsoft ofreciera un mes gratuito a Xbox Game Pass a todos los compradores de la nueva consola, por lo que la oferta podría ser bastante suculenta de inicio.