Raspberry Pi: kits para que los pequeños aprendan y disfruten

La Raspberry Pi es increíble, un dispositivo al que se le puede sacar muchísimo partido. Pero no sólo tú, tus hijos o menores a tu cargo también y por eso te vamos a mostrar un conjunto de kits que dispararán el potencial de las Raspberry Pi entre los más jóvenes.

Raspberry Pi, un gran dispositivo para empezar a programar y mucho más

La Raspberry se creó con la intención de facilitar a los estudiantes de computación un equipo económico con el que pudiesen experimentar y comprobar por si mismos todas las posibilidades existentes. Sin embargo, al poco tiempo de ser presentada se convirtió en todo un éxito que millones de usuarios comenzaron a aprovechar con todo tipo de proyectos, no sólo académicos sino también de ocio y destinados a su uso en el hogar.

Sin embargo, algo que puede que no muchos imaginasen es que también acabaría siendo el producto ideal para introducir a los más pequeños en temas de programación gracias a lenguajes como Scratch y en todo lo relacionado con la robótica. Por ello, aquí te vamos a recopilar algunos de los kits más atractivos para los niños y su uso de la Rasbperry Pi.

Por qué elegir un Kit de Raspberry Pi

Cuando te inicias en todo lo relacionado con proyectos de Raspberry Pi es normal no tener mucha experiencia acerca de todos y cada uno de los elementos que se pueden usar conjuntamente. Por ello, los kits suelen tener como principal ventaja el que ya incluyen todo lo necesario para llevar a cabo ese proyecto en particular. Por ejemplo, fabricar un vehículo autónomo o dirigido por control remoto, un mini PC, etc.

Lógicamente todo esto también lo podrías hacer adquiriendo las piezas por separado, pero tienes que saber qué necesitas exactamente y puede que en algunos casos también recurrir a soldar ciertos componentes. Por supuesto que nada de todo esto es imposible de realizar, pero si es para que los más pequeños de casa se inicien en programación o robótica, mejor optar por una solución ya completa y con todo lo necesario para funcionar.

Raspberry Pi 400

No es un Kit de Raspberry Pi propiamente dicho, porque la placa que usa es una modificación para que encaje en dicha carcasa de la Raspberry Pi 4, pero sí es la mejor opción para que los más pequeños encuentren todo lo necesario para empezar en temas de programación e informática en general.

Al contar con un teclado y todo lo necesario para su funcionamiento, sólo hay que conectar a una pantalla y listo. Sin duda es la opción ideal para todo esto. De ahí que numerosas escuelas hayan decidido apostar por él. Así que no te equivocarás si haces lo mismo para tu pequeño (o incluso para ti mismo).

Kano Kit DIY

Teniendo ya la Raspberry Pi 400 es cierto que los kits de Kano han perdido un poco de interés, aunque siguen teniendo ciertos atractivos. El primero es que fueron precursores en esto de facilitar el uso de una Raspberry Pi a los más pequeños. Y todo ello con la idea de iniciarles en temas de programación.

El segundo y no menos importante cuando se trata de acercar la tecnología a los pequeños es que su diseño colorido les resultaba menos agresivo, más amigable. Además, si bien la Raspberry Pi va por separado en su propia carcasa, el teclado incluye también un trackpad que siempre resulta útil.

PiCar-S para Raspberry Pi

Este coche es uno de esos proyectos STEM pensados para niños y no tan niños altamente recomendable. Incluye el vehículo y un conjunto de sensores que le permiten realizar acciones como esquivar objetos o seguir recorridos que se pueden indicar de diferentes formas.

Lo único que hay que tener en cuenta es que se necesita comprar las Raspberry Pi por separado, pero eso no es realmente ningún problema. No es lo mismo comprar sólo la placa a algún que otro complemento adicional como cintas de comunicación, placas con sensores, etc.

Por lo demás, incluye documentación con la que podrás llevar a cabo el montaje de forma sencilla así como instrucciones para iniciarte en los primeros ejemplos de usos prácticos. A partir de ahí, gracias a Python y aplicaciones con una interfaz gráfica muy visual, programar nuevas rutinas resulta bastante accesible.

PiCar-V para Raspberry Pi

Si el anterior kit ya resultaba interesante, este otro del mismo fabricante seguro que también te gusta. El PiCar-V es una versión donde su principal diferencia es que en lugar de los sensores para la detección de obstáculos encuentras una cámara.

Esta cámara que se coloca en el morro del vehículo permite la transmisión de imágenes en tiempo real y con una buena calidad con lo que ve en ese preciso momento. Además, gracias a unos servos incluidos, la cámara se puede controlar y mover en un ángulo de 120º con el que podrás tener una mayor panorámica cuando lo controlas a distancia.

Adeept RaspTank

Similar a los anteriores, pero en lugar del típico coche en esta ocasión tenemos un robot STEM con forma de tanque y en el que destaca ese brazo superior con pinzas. Ese es el principal atractivo de esta propuesta que junto al uso de diferentes sensores da muchas opciones para entender mucho mejor cómo es el control de un dispositivo robótico como este.

Toda esa codificación de órdenes se puede realizar de diferentes modos, siendo una de ellas muy visual al estar basado en programación por bloques que van ejecutándose de forma sucesiva. Además, el kit llega con toda la documentación necesaria para que comenzar a usarlo no sea nada complejo en ningún nivel. Aunque cuantos más conocimientos se tenga mucho mejor.

Ultimate Starter Kit

Para niños un poco más avanzados en todo el tema de la programación, robótica e integración de diferentes componentes está este Ultimate Starter Kit. Está compuesto por diferentes tipos de componentes como botones, sensores, resistencias, mangueras de conexión, etc.

Es, como decimos, un kit para quienes ya conocen un poco más pero igual de interesante para todos aquellos menores que están aprendiendo todas las ventajas y posibilidades que ofrece esta placa de desarrollo.

NesPi Case Retro Arcade Gaming

Por último, porque no todo va ser programación y robótica, este kit es ideal para que los más pequeños tengan su propia consola retro. A través de una carcasa similar al diseño de la NES y con todo lo necesario para el montaje de la misma.

Además de una carcasa que le da un aspecto muy atractivo, el kit también incorpora dos mandos de juegos para que les resulte mucho más sencillo empezar a disfrutar de todos los emuladores disponibles que existen en este momento.

Un dispositivo ideal para la educación STEM

Como puedes comprobar por ti mismo, la Raspberry Pi es un dispositivo ideal para la educación STEM (Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas) y por eso ya se usa en multitud de colegios. Por eso, tener uno en casa es una forma muy atractiva de permitirles que sigan experimentando y ampliando sus habilidades con todo lo relacionado a la programación y robótica.

Los enlaces a Amazon de este artículo son afiliados y podrían generarnos una pequeña comisión por su compra (sin que afecte al precio que tú pagas). Aún así la decisión de publicarlos se ha tomado libremente por los redactores de El Output, sin atender a peticiones ni sugerencias por parte de las marcas mencionadas.

¡Sé el primero en comentar!