Los productos más icónicos de Braun que puedes comprar hoy en día

Los productos más icónicos de Braun que puedes comprar hoy en día

Pedro Santamaría

Braun es una marca referente en diseño. Muchos de sus productos han alcanzado la categoría de iconos y son fácilmente reconocibles incluso por quieres no tienen mucha idea de todos estos temas. Pero, lo mejor, es que para los que sí nos interesa el diseño aún se pueden adquirir. Es decir, la compañía sigue ofreciendo versiones actuales que mantienen esa estética y filosofía que los hizo destacar hace más de 50 años.

Braun y su relación con el diseño

La historia de Braun es realmente interesante para toda aquella persona a la que el diseño le resulte atractivo. Fundada en 1921 por Max Braun, esta compañía alemana llamó rápidamente la atención y cosechó éxitos al poco tiempo de ser creada, pero no fue hasta 1050 cuando realmente comenzó a despuntar.

Por aquellos años su fundador falleció y fueron sus hijos Artur y Erwin los que se hicieron cargo de la compañía para impulsarla a través de una serie de ideas innovadoras y una particular filosofía de lo que deberían ser sus productos. Claro que, no sólo fue trabajo de ellos, una serie de brillantes profesionales se unieron a sus filas y de ahí surgieron estos dispositivos que hoy en día todos conocemos y reconocemos.

De entre todos ellos destacaron Gerd Alfred Müller, quien fue responsable de los productos de cocina, y también Dieter Rams. Este último, jefe de diseño entre 1961 y 1995, seguro que lo conoces o como mínimo has escuchado hablar algo sobre él si te atrae la tecnología. Porque se puede decir que Rams fue el padre de algunos de los mejores diseños de radios y una clara influencia para Jonathan Ive, quien crearía años más tardes el iPod de Apple.

Es más, si os gusta el tema del diseño y aún no lo habéis visto, Rams es un documental que trata sobre el trabajo del popular diseñador y su forma de entender el diseño. Esas ideas junto a la filosofía de Braun, resumida en los diez principios que puedes leer a continuación, fueron las responsables de llevar la marca al nivel al que está en temas de diseño.

Diez principios de diseño de Braun

  • Reducción: Los elementos visuales se reducen al mínimo. Esto da énfasis a la usabilidad y funcionalidad del producto.
  • Geometría pura y fluida: Los productos autónomos se basan en formas claras y arquitectónicas. Los productos portátiles se caracterizan por una geometría fluida, creada conectando formas geométricas básicas con transiciones suaves.
  • Simetría y dirección: Los productos Braun captan el sentido humano de la belleza. Son simétricos, pero indican una dirección que explica el uso del producto.
  • Orden y equilibrio: Los elementos de diseño se organizan dentro de una rejilla geométrica y con una jerarquía funcional clara, lo que da lugar a una claridad visual y a una apariencia armoniosa.
  • Elementos de interfaz: Todos los elementos de interfaz están diseñados como un círculo o un círculo alargado. Su apariencia puede variar en proporción, color y material, de acuerdo con su función.
  • Formas distintivas: La apariencia general se basa en formas arquitectónicas o ergonómicas y le da a cada producto una silueta distintiva.
  • Detalles icónicos: Los detalles únicos le dan a cada producto una presencia inconfundible en el mercado y al mismo tiempo lo identifican como un producto diferenciado de Braun.
  • Líneas de separación geométricas: Las líneas de separación delimitan las áreas de funcionamiento del producto y crean una estructura visual. Se caracterizan por una alineación geométrica y controlada.
  • Colores y materiales: Los principales colores de los productos son negro, blanco, gris y metálico. Los toques de color solo se usan en detalles para resaltar la función del producto o los controles de funcionamiento.
  • Gráficos claros del producto
    Los gráficos del producto son funcionales, minimalistas y consistentes en todos los productos y categorías de Braun.

Diseños clásicos de Braun que aún puedes comprar

Que un diseño creado entre los años 50 y y finales de los 90 se mantenga vivo y fresco en la actualidad es algo que no todos los diseñadores industriales pueden decir. Resulta muy complejo crear algo que siempre será válido, pero la idea de Rams buscaba en todo momento eso: «menos, pero con mejor ejecución».

Gracias a su forma de ver el diseño, el cual siempre defendió que debía ser práctico, honesto, sobrio, respetuoso, meticuloso, de calidad y atemporal, es como logró crear productos que a día de hoy se mantienen como el original. Tal vez, algunas leves modificaciones, pero manteniendo la misma esencia.

Si buscas productos funcionales, fáciles de entender y el diseño característico de la marca, estos son algunos de los electrodomésticos y otros dispositivos que la marca vende en la actualidad. Algunos siguen manteniendo esa misma estética de su original, mientras que otros recogen parte de la herencia.

Braun LE

Braun LE

Estos nuevos altavoces no son más que el regreso del popular serie Braun LE que vio la luz sobre 1959. En esta ocasión adaptadores a las tecnologías actuales como el uso de Bluetooth, Wifi y la integración con Google Assistant y las correspondientes aplicaciones para dispositivos móviles.

De estos nuevos Braun LE habrá tres modelos. El Braun LE01, modelo más grande que costará 1199 dólares, el Braun LE02 799 dólares y el Braun LE03, el modelo mas pequeño de todos, que valdrá 379 dólares. Todos estarán disponibles en dos colores (blanco y negro).

Reloj analógico Braun

Un reloj no tiene mucho misterio, ¿verdad? Básicamente es una esfera donde una serie de marcas permiten a través de sus manecillas conocer qué hora es. Pues bien, aún así, el reloj analógico de Braun tiene algo que lo diferencia de muchos otros disponibles en el mercado.

El reloj ofrece unas líneas de diseño muy simples y limpias, con total ausencia de números en la esfera y una combinación de color en blanco o negro y chasis de color plata. Al ser un reloj analógico la única interacción se realiza mediante una corona que permite ajustar las manecillas de la hora y minutero.

Calculadora de Braun

Si eres usuario de iPhone desde aquellos primeros modelos, cuando el skeumorfismo reinaba por su interfaz, recodarás su aplicación de calculadora. Pues bien, era un claro guiño a este modelo de Braun. Una calculadora básica y con capacidad para operaciones de ocho dígitos.

Todo lo que puedes hacer con esta calculadora es algo que cualquier modelo mucho más sencillo puede hacer e incluso superar, pero no se trata de funciones sino de experiencia. Y por temas de diseño, es sin duda uno de los productos más icónicos de la marca. La original fue diseñada en 1977.

Radio Braun

La división de productos de Radio fue una de las más reconocidas durante los años en los que Dieter Rams estuvo al cargo como jefe de diseño. Como dijimos, no sólo marcó la época, también sirvió para inspirar a futuros diseñadores como Ive y su trabajo con el iPod de Apple.

En la actualidad, esta Radio Braun recoge dicha esencia, con una pantalla donde podemos ver más información, pero con la misma simplicidad característica de la marca.

Braun BN0106

Claro que, si hay un dispositivo reciente que en cierta medida represente todo lo que Braun significa en diseño, posiblemente sería este reloj. El Braun BN0106 esta fabricado en acero inoxidable y esas líneas cuadradas más el detalle de la corona situada a la izquierda del frontal lo hacen muy particular.

Licuadora Braun

Con varios premios recientes a su espalda, esta Minipimer mantiene la esencia de la marca. Con un cuerpo acabado en aluminio color plata y una sencillez que hace que cualquiera entienda perfectamente y a la primera cómo funciona.

Molinillo de café Braun

Con el mismo toque que la Minipimer, este molinillo de café de Braun es otra demostración de cómo un diseño sencillo y limpio no sólo es funcional y fácil de entender, también muy atractivo. Para los amantes del café recién molido este sería un regalo ideal.

Exprimidor de zumo de Braun

Con una estética limpia y muy agradable, el exprimidor de zumo de Braun es uno de sus productos para la cocina más reconocible. Es práctico y realmente sencillo, con detalles muy bien pensados, como ese sistema antigoteo para cuando paras de exprimir. Aunque admito que también es muy satisfactorio exprimir todas las naranjas y luego abrir para ver cómo cae todo el zumo de golpe al vaso.

Estos que has podido ver aquí son algunos de los productos de Braun que a día de hoy puedes seguir comprando. Todos mantienen la esencia del diseño de la marca, en algunos casos los del mismo original lanzado hace ya más de 50 años. Un trozo de la historia del diseño industrial a la que puedes seguir accediendo.