Todos los drones de DJI: un repaso por el rey de los cielos

Hablar de DJI es sinónimo a hablar de drones, aunque el fabricante chino tiene un catálogo de productos relacionados con el mundo audiovisual muy interesante. Pero son sus dispositivos de vuelo no tripulados los que consiguen atraer más miradas. Estos son todos los drones de DJI hasta el momento.

El primer dron de DJI

En 2006 Frank Wang fundó DJI, una de las compañías que más rápidamente iba a cambiar todo lo relacionado con el mundo de los drones. Lo hizo desde su habitación en la Universidad de Ciencia y Tecnología de Hong Kong mientras recibió una ayuda de 18.000 dólares para investigar y desarrollar un avión teledirigido.

El resto es una historia que seguro ya conoces. Hoy en día DJI es el fabricante número uno en drones, aunque su catálogo de productos también incluye estabilizadores diseñados para todo tipo de cámaras y usuarios. Así hay modelos como los Ronin, pensados para cámaras tipo réflex y similares; y otros como el Osmo Mobile que cuyo objetivo es mejorar la grabación de vídeo y otras muchas funciones creativas con dispositivos móviles.

No obstante, el dron es el principal producto del fabricante y su primer modelo comercial fue el popular DJI Phantom. Con este producto se dieron a conocer a nivel mundial y ciertamente fue un dispositivo que cambió por completo el panorama de las naves no tripuladas con carácter comercial y centrado en temas de foto y vídeo.

A partir de ese modelo inicial fueron llegan diferentes generaciones de Phantom donde se mejoraban los propios sistemas de vuelo, añadiendo nuevos sensores que lo hacían más seguro e incluso sistemas de navegación con los que también se aportaba una mayor seguridad al poder controlar los espacios de vuelo sobre los que se podría pasar con el dron.

Algo realmente necesario e importante para la propia DJI y muchos gobiernos tras algún que otro imprevisto el ocurrido con el Phantom que se estrelló en los jardines de La Casa Blanca o tras ser usados estos modelos para disparar bombas en Irak por parte del ISIS.

Todos los drones de DJI

No obstante, dejando a un lado esas polémicas y temas como el de las leyes de cada país a la hora de volar drones, hagamos un repaso a todos los modelos que DJI ha ido lanzando a lo largo de todos estos años.

Una cronología para entender mejor cómo ha sido la evolución del fabricante y en qué punto nos encontramos. Seguro que te sorprender el desarrollo conseguido en pocos años. Aunque estamos convencidos de que lo mejor aún está por llegar.

DJI Phantom 1

El DJI Phantom 1 fue el primer dron que introdujo el fabricante para el mercado de consumo. Lo hizo en 2013 y su principal atractivo fue la inclusión de un sistema de GPS interno que facilitaba y hacía más seguro el vuelo.

Los problemas o limitaciones de aquel primer modelo eran obvios y entendibles en aquel momento: la batería duraba menos de diez minutos en vuelo y no incluía cámara. Esto implicaba usar una cámara externa y muchos usuarios optaban por una GoPro.

Actualmente es un modelo ya descatalogado.

DJI Phantom 2 Vision y Vision+

A los pocos meses de lanzar el primero Phantom el fabricante dio a conocer una nueva propuesta, se trataba de Phantom 2 y con él sus drones empezaban a coger forma.

Con una batería que ya ofrecía cerca de 20 minutos de vuelo, todo dependería de factores como las condiciones climáticas y tipo de pilotaje, también incluía una cámara GoPro y un sistema de control de movimiento del a misma tanto en vertical como horizontal.

Ya en 2014 este Phantom 2 se vio actualizado al modelo Vison+ donde se incluía el primer sistema de cámara con estabilización de 3 ejes. Estoy mejoró notablemente la calidad de las imágenes capturadas al quitar los temblores de modelos anteriores.

Actualmente es un modelo ya descatalogado.

DJI Phantom 3

En 2015 el protagonista en el mundo dron fue el Phantom 3. Con este modelo la compañía acabó por asentarse como fabricante de drones al ofrecer a sus usuarios un producto muy redondo en las diferentes versiones que tuvo: estándar, avanzada y profesional.

En todas y cada una de ellas se incluía una cámara, aunque había diferencias respecto a sus capacidades. El modelo estándar y avanzado permitían capturar vídeo a resolución 2,7K y fotografías de 12 MP. Mientras, el modelo profesional daba el salto al vídeo 4K. Esa versión más avanzada daba inicio a la grabación 4K en los drones de DJI.

Junto a todo esto y los cambios que mejoraban el diseño original de la familia Phantom, DJI introdujo también el uso del sistema de geolocalización GLONASS. De modo que ya se tenían dos opciones: GPS y GLONASS.

Actualmente es un modelo ya descatalogado.

DJI Phantom 4

La evolución de los drones de DJI era constante y en 2016 se presentó el Phantom 4. Este modelo cambió significativamente la experiencia de vuelo con drones gracias a un sistema de detección de obstáculos que ayudaba de forma notable a los usuarios menos expertos e incluso a los que ya tenían más horas de vuelo les servía para hacerlo con mayor seguridad.

Este sistema UAV consistía en una serie de sensores en la parte frontal e inferior que permitían al dron saber si había algún objeto y detenerse para evitar la colisión.

Junto a esta tecnología DJI también introdujo una nueva cámara con capacidad de vídeo 4K, fotos a 12 MP, estabilización de 3 ejes y una serie de modos de vuelos inteligentes que ayudarían a capturar material mucho más vistoso con menor esfuerzo.

En 2017 DJI lanzó las versiones Avanzada y Pro con mejoras en alcance a la hora de volar, batería de 30 minutos y cámara 4K con 20MP de resolución. Sin olvidar que el modelo Pro ya incluía un sistema de detección de obstáculos 360 capaz de detectar cualquier objeto a su alrededor.

DJI Mavic Pro

Un dron plegable, así fue como se conoció al DJI Mavic Pro (2016). Este modelo rompía con el diseño que durante un tiempo había estado usando DJI en la serie Phantom y fue todo un acierto.

Gracias a un sistema de plegado de sus patas, el Mavic Pro permitía ser transportado con gran facilidad. Además, las mejoras en tamaño también fueron de peso y eso hizo que mejorasen sus capacidades de vuelo en determinados escenarios.

A nivel técnico, junto al sistema de detección de obstáculos, lo más destacado era una timbal, cámara 4K de 12 MP de resolución y las mejoras en los modos de vuelo inteligente.

Si el Phantom 4 fue el dron más buscado por profesionales del audiovisual, el Mavic Pro le robó rápidamente protagonismo e hizo que fuese también el más popular entre aficionados al mundo del dron.

Actualmente es un modelo ya descatalogado.

DJI Spark

Tras el éxito de DJI Mavic Pro la compañía volvió a sorprender con el DJI Spark (2017), una de las propuestas más llamativas y precursora de todo lo que vendría después.

Este drone era realmente pequeño y ligero, pesaba sólo 300 gramos, aunque lo mejor es que en temas de vídeo y foto no estaba nada mal equipado. Es cierto que sus capacidades técnicas se vieron recortadas y pese a un sensor de 12MP el vídeo capturado sólo alcanzaba una resolución 1080p.

Sin embargo, fueron limitaciones asumibles por muchos gracias a las ventajas que aportaba por tamaño y diseño. También era más económico y para muchos la mejor opción para iniciarse en el mundo del dron hasta coger soltura como piloto y pasar a modelos más potentes.

DJI Mavic Air

En 2018, un año después del DJI Spark, el fabricante presentó el DJI Mavic Air y empezábamos a ver lo que suponía mezclar ideas por las de Spark y la gama Mavic.

Este dron no sólo era muy accesible por precio y tenía un gran rendimiento en vuelo así como en grabación y captura de imágenes aéreas, también un diseño que lo hacían muy portadle al poder plegar sus patas.

Super interesante, el Mavic Air era capaz de grabar vídeo 4K e imágenes de 12MP. Aunque para algunos lo mejor era que incluía una memoria interna de 8GB. Porque, ¿a quién no le ha pasado que salió a grabar vídeo o hacer fotos con cualquier cámara y ver que se dejaron la tarjeta en casa?

DJI Mavic 2 Pro y Mavic 2 Zoom

Con toda la experiencia acumulada durante todos estos años DJI lanzó los nuevos Mavic 2 Pro y Mavic 2 Zoom ambos lanzados en 2018. Fue un lanzamiento conjunto que por una parte sorprendió, pero la idea era ofrecer dos productos similares en todo menos en la cámara. Así cada usuario podría elegir el modelo que más le interesase.

Por un lado estaba el Mavic 2 Pro con una cámara firmada por Hasselblad que prometía la máxima calidad. Y por otro, el Mavic 2 Zoom apostaba por la opción de ofrecer un zoom al usuario para capturar detalles más cercanos sin tener que acercar el dron al sujeto u objeto.

En ambos modelos el tiempo de vuelo era de unos 31 minutos, gracias a nuevas tecnologías de transmisión alcanzaban los 10 km de distancia respecto al piloto y se añadían nuevas opciones de grabación de vídeo como hyperlapse, mejoras en los modos de vuelo inteligente y todo el resto de medidas de seguridad, zonas de no-vuelo, etc.

DJI Mavic Mini

El DJI Mavic Mini (2019) supuso un nuevo paso al frente en cuestiones de portabilidad y capacidades creativas. Este dron seguía evolucionando esa idea de diseño plegable sin limitar en exceso sus capacidades audiovisuales.

Prácticamente con un tamaño que cabe en la palma de la mano, el Mavic Mini es capaz de capturar vídeo a resolución 2,7K, pesa 249 gr y eso es importante de cara a la regulación en diferentes países y ofrece 30 minutos de vuelo que es una autonomía más que interesante para un producto de este tipo.

Junto a características como el vuelo estacionario preciso que facilita despegue y aterrizaje, además de modos de vuelo inteligente y otros extras ya conocidos por los aficionados al dron, es una de las propuestas que actualmente más atractivas resultan para muchos usuarios. A nosotros nos encantó cuando pudimos probarlo.

DJI Mavic Air 2

El Mavic Air 2 (2020), la segunda generación de la gama Air, fusionó en parte lo que se tenía en el Mavic Pro a nivel de prestación de vídeo y foto con el tamaño del Mini. El resultado es un dron super interesante para quienes precisan llevar siempre encima un producto versátil y capaz.

Entre sus prestaciones más atractivas está la posibilidad de capturar Hyperlapses a resolución 8K, fotografías de 48MP y vídeo 4K a 60 fps. Eso sumado a los modos de vuelo inteligente, el sistema anticolisión APAS 3.0, los 34 min de vuelo de su batería o el sistema de transmisión de vídeo OcuSync 2.0 hacen que sea el dron que muchos quieren llevar siempre en su mochila, en especial amantes de los viajes.

DJI Mini 2

El DJI Mavic Mini 2  es uno de los modelos recientes que mejora prestaciones del anterior modelo mientras conserva todo lo bueno en diseño plegable, peso, etc.

Con este DJI Mavic Mini 2 que es capaz de grabar vídeo a 4K, volar durante 31 minutos aproximados y aprovechar todos los modos inteligentes de vuelo y QuickShots resulta super atractivo.

DJI FPV

DJI ya había lanzado unas gafas de visión en primera persona para usar sus drones, pero no tenía un dron diseñado específicamente para este tipo o forma de volar tan característica y que tanto interés ha ido despertando durante los últimos años.

El DJI FPV (2021) es el primer dron con el que podrás volar de una nueva forma, mucho más inmersiva, como si estuvieses dentro del propio dispositivo pilotándolo. Para ello lo primero que llama la atención es su diseño, el indica un poco cómo será el vuelo y las velocidades que es capaz de alcanzar.

Con capacidad de capturar vídeo a resolución 4K a 60p, es un dispositivo enfocado a un usuario muy concreto que busca imágenes importantes en cuestiones de velocidad de movimientos, giros, etc. Si es sólo para capturar recursos más pausados, no es la opción ideal. Pero por todo lo demás, sí que es un modelo que atrae y que además cuenta con toda la experiencia en sistemas anticolisión, modos de vuelo, etc.

Posiblemente sea el lanzamiento más importante de DJI en 2021. Aunque con este fabricante nunca se sabe qué puede ser lo próximo que nos sorprenda.

DJI Inspire 1, Inspire 1 Pro y Inspire 2

Junto a todos estos productos pensados para el ámbito de consumo también está la gama Inspire que tiene un perfil mucho más profesional. Y eso es algo que se nota nada más verlo, porque en temas de diseño cambia de forma radical.

Estos drones son mucho más grandes, pero eso se entiende porque su vuelo es mucho más estable y para ciertas producciones de vídeo son la única opción viable gracias a sus mejores cámaras.

El Inspire 1 (2014) introdujo una cámara Zenmuse X3 con 12MP de resolución y capacidad de grabar vídeo 4K. Pero no te quedes sólo con el dato numérico, la propia lente y calidad del sensor es mayor que la de muchos de los modelos anteriormente vistos.

Sin embargo fue con el Inspire 1 Pro y el Inspire 2 (2016) especialmente con los que el salto cualitativo fue mucho mayor gracias al uso de cámaras Zenmuse X5 y Zenmuse X5R que ofrecían lentes intercambiables gracias a un sensor micro cuatro tercios con su respectiva montura.

Lógicamente, a estas cámaras no se le podía colocar cualquier lente para cámaras micro cuatro tercios, pero sí algunos muy interesantes con focales muy angulares.

Junto a estos modelos de cámara, también existe una Zenmuse XT que incorpora capacidades a la hora de capturar una imagen térmica y que se usa en modelos destinados a usos muy concretos como tareas de rescate.

Y hay una gama adicional, la serie Matrice 100 y Matrice 200, que son drones destinados a campos muy profesionales para tareas de medición topográfica, reconocimiento, salvamento, etc. Algo lógico, con tanta tecnología es norma que aprovechen cada desarrollo para ofrecer nuevas posibilidades a otros ámbitos.

El futuro de DJI

DJI FPV Drone

El catálogo de DJI es cada vez más amplio y lleno de opciones para todos los públicos. De modo que cualquiera pueda encontrar su propuesta ideal. Cada una de ellas tiene sus pros y contras, pero es evidente que ahora mismo son tres los modelos estrella.

  • Los Mavic 2 Pro y 2 Zoom siguen siendo productos muy interesantes de cara a producciones audiovisuales más elaboradas sin llegar a esa calidad que ofrece el Inspire 2
  • El Mavic Air 2 es lo más versátil y cómo que tiene el fabricante, ideal para viajeros y quien necesita llevar siempre encima su dron
  • DJI FPV una nueva forma de volar como ellos mimos dicen que cambia por completo el cómo se capturan ciertos vídeos

Estos tres modelos cubren las necesidades de prácticamente el 90% de usuarios interesados en un producto de este tipo. El único problema sigue siendo el tema legislativo. Aunque poco a poco van definiendo mejor dónde se puede volar y qué es necesario, aún sigue habiendo lagunas por las que muchos no acaban de lanzarse. Porque tener un dron y no poder volarlo, ni si quiera en espacios abiertos donde el riesgo es prácticamente nulo, es muy frustrante.