Odiado y amado: todo lo que tienes que saber del Cubo de Rubik

Odiado y amado: todo lo que tienes que saber del Cubo de Rubik

Daniel Marín

Unos resuelven el rompecabezas con los ojos cerrados. Y a otros les da dolor de cabeza solo mirarlo. El Cubo de Rubik es un reto que muchas personas dan por imposible, pero que, como todo, tiene su metodología y prácticamente, cualquiera puede llegar a resolverlo. Si este rompecabezas de colores siempre te ha llamado la atención y tienes curiosidad acerca de cómo se resuelve, hoy te contaremos todo sobre qué es, cómo surgió y cómo se resuelve el Cubo de Rubik.

Origen del Cubo de Rubik

varios cubos rubik

El rompecabezas más famoso del mundo fue diseñado por Ernő Rubik, un profesor de arquitectura húngaro en el año 1974. Fue licenciado a Ideal Toy Company y en 1980 tuvo tal boom, que fue considerado Mejor Juego del Año. El cubo nació como un experimento de Ernő para que sus alumnos entendieran problemas estructurales en objetos tridimensionales. Sin embargo, al mezclar el cubo, se dio cuenta de que había inventado sin querer un rompecabezas.

Sus inicios no fueron sencillos. Por culpa de las leyes de Hungría, Rubik estuvo a punto de no poder patentar el juguete. Posteriormente, fue demandado por Larry Nichols, que años antes había creado un rompecabezas similar, pero 2x2x2, en Canadá. Por otro lado, y casi en la misma época, un ingeniero en Tokio creó un juego muy similar, considerándose una reinvención independiente.

Partes, movimientos y notación en el Cubo de Rubik

Cuando nos referimos al Cubo de Rubik, hablamos de un cubo de 6 caras y una matriz de 3x3x3. Los colores de las caras son indiferentes, aunque se suele comenzar a resolver por la cara blanca.

El cubo se puede dividir en las siguientes partes:

  • Centro: es la única pieza que no se puede mover del cubo. Hay 6 en total.
  • Aristas: comparten dos colores. Hay 12 en total.
  • Vértices: están conformados por tres colores. Hay 8 en total.

cubos rubik

Existen también otros cubos que difieren del original de Rubik, pero que reciben el mismo nombre. Son los siguientes:

  • 2x2x2: No tiene centro ni aristas. Se puede resolver como el 3x3x3 imaginando el color de las caras y aplicando los algoritmos que sirven para mover vértices.
  • 4x4x4: El centro está compuesto por cuatro piezas y cada arista está formada por dos piezas.
  • 5x5x5: El centro está compuesto por nueve piezas y cada arista está formada por tres piezas.

En la mayoría de estos cubos, el método suele ser transformar el rompecabezas en algo similar a un 3x3x3 y resolver con un método para uno de estos cubos. No obstante, en algunos casos pueden aparecer problemas específicos de paridad, que deben ser resueltos con algoritmos muy concretos, particulares de cada modelo de cubo en cuestión.

Terminología

notacion cubo rubik.

El Cubo de Rubik tiene su propia notación. Para ello, se considera siempre que tenemos el cubo frente a nosotros, y se nombran las partes de la siguiente forma:

  • F: capa frontal
  • L: capa izquierda
  • R: capa derecha
  • U: capa superior
  • B: capa trasera
  • D: capa inferior

Cuando el movimiento es a favor de las manecillas del reloj, el movimiento se escribe con una sola letra. Cuando el movimiento se va a realizar en sentido contrario, se escribe con un apóstrofe. Del mismo modo, si a la letra le sigue un 2, se harán 2 movimientos seguidos:

  • F: movimiento de la capa frontal sentido horario
  • F’: movimiento de la capa frontal sentido antihorario
  • F2: doble movimiento de la capa frontal sentido horario

No obstante, cada método para resolver el cubo puede ir acompañado de su propia notación.

Cómo resolver el Cubo de Rubik

cubo rubik arena

Hay varios métodos para resolver el Cubo de Rubik. Si únicamente buscas resolver el cubo por diversión, lo mejor es que te quedes con el método para principiantes. Por otro lado, si te acabas picando y quieres seguir profundizando, el método avanzado te tendrá ocupado durante muchas semanas.

Optes por un método u otro, el cubo se resuelve aplicando una serie de algoritmos matemáticos. Los primeros pasos tanto en un método como en el otro se hacen desplazando las piezas exactamente igual que un puzzle hasta formar una cara completa y la capa central bien ubicada. A partir de ahí, en los dos métodos tendremos que aplicar una serie de algoritmos para resolver el cubo. Cada paso tiene su propio algoritmo, que podríamos definir como una secuencia de movimientos donde dará igual el ‘input’, ya que la salida será la misma.

Método para Principiantes

El método básico está compuesto por 7 pasos. Antes de empezar, debes haber descubierto cómo desplazar las piezas alrededor del cubo.

  1. Localiza la cara blanca (la que tiene el centro de color blanco) y forma una cruz blanca alrededor. El color secundario de la arista debe coincidir con la pieza central de la otra cara del cubo.
  2. Lleva las aristas blancas a su lugar. Hay tres casos posibles, que se resuelven con los siguientes algoritmos:
    • Color blanco a la derecha: R’ D’ R
    • Color blanco a la izquierda: F D F’
    • Color blanco en la base: F L D2 L’ F’
  3. Completa la segunda capa ubicando correctamente la arista. Coloca la arista sobre la cara en la que va correctamente la pieza y ejecuta el siguiente algoritmo:
    • Si el giro es hacia la izquierda: U’ L’ U L F U’ F’
    • Si el giro es hacia la derecha: U R U’ R’ U’ F’ U F
  4. Ahora toca hacer una cruz amarilla, igual que al principio, pero sin estropear todo lo que hemos realizado. No tiene por qué estar alineado con el color de la otra cara. Eso lo haremos en el paso 5. Para rotar las aristas, haremos el algoritmo F R U R’ U’ F’.
  5. Ubicamos las piezas amarillas en su lugar correspondiente respecto al color central de las otras caras. Este paso debe repetirse hasta que todo esté bien alineado: R U R’ U R U2 R’ U.
  6. Lleva los vértices a su sitio. No importa que la orientación sea o no correcta. El algoritmo en esta ocasión es el siguiente: U R U’ L’ U R’ U’ L
  7. Orienta y resuelve. El último paso es el más fácil de todos. Consiste en repetir el algoritmo R’ D’ R D hasta que todas las esquinas estén bien orientadas. Hecho eso, implemente tendrás que mover las caras horizontalmente para resolver el cubo.

Método Avanzado o Método Friedrich (CFOP)

torre rubik

El método anterior es interesante para resolver el cubo en aproximadamente 30 segundos o un minuto si tienes mucha maña. Sin embargo, el método avanzado permite resolver el cubo en muy pocos segundos. Se llama así en honor a su creadora, Jessica Friedrich. El método consta de 120 algoritmos en total, por lo que hay que tener mucha memoria y dedicarle muchas horas al cubo para aprender la técnica. Sin embargo, existe una versión alternativa al método Friedrich completo, que es el Friedrich Reducido. En este caso, son 49 algoritmos, pero tendrás que hacer muchos más pasos.

Récords Cubo de Rubik

Si te parece complicado resolver el Cubo de Rubik, te parecerá aún más loco que algunos sean capaces de resolverlo con los ojos cerrados, con los pies o incluso con una sola mano. Estos son los récords vigentes:

  • Yusheng Du (CH) – 3,47s – Récord con dos manos (2021)
  • Max Park (USA) – 6,82s – Récord con una sola mano (2019)
  • Sebastiano Tronto (IT) – 16 – Récord con menos movimientos (2019)
  • Tommy Cherry (USA) – 14,67s – A ciegas (2021)
  • Graham Siggins (USA) – 59/60 59:46 – Multi a ciegas (2019)
  • Que Jianyu (CH) 5 min, 2.43s – Multi 3 con malabarismo (2020)
¡Sé el primero en comentar!