Google TV se expande: todos los dispositivos que ya usan el sistema

Google ha demostrado en apenas unos pocos meses que su último sistema operativo para televisores inteligentes podría ser el más usando en cuestión de pocos años. Y es que, a pesar de seguir basado en Android, su mayor acierto es que prioriza al usuario como centro de la experiencia. Si te interesa, estos son todos los dispositivos donde podrás disfrutar de Google TV.

Google TV, una experiencia con futuro

Android TV ha ido ganando terreno como sistema operativo para Smart TV durante los últimos años. Y eso que siempre ha tenido detalles mejorables, pero poder adaptar muchas de las apps para smartphone al televisor con relativa facilidad ha sido clave.

Ahora con la llegada de Google TV no sólo van a poder seguir ofreciendo estas ventajas, también mejorar ese apartado que no les terminaba de funcionar del todo bien: la interfaz.

Google TV propone una nueva capa con una organización que se centra en ofrecer al usuario todo aquello que necesita, con una mejor categorización y un sistema de contenidos recomendados que le ayuden en todo momento a disfrutar más de las diferentes plataformas y opciones que se pueden usar a través de dicho sistema.

Por eso no sorprende que muchos televisores y dispositivos que actualmente ejecutan las últimas versiones de Android se preparen para dar el salto hacia esa nueva interfaz. Lo que significa que seguirán siendo Android TV, pero disfrutarán de todas las ventajas de la nueva pantalla de inicio para mejorar la experiencia de uso.

No obstante, si quieres saber en qué dispositivos puedes disfrutar ya de Google TV, aquí va una recopilación. Y no, no es necesario que cambies sí o sí de televisor.

Chromecast con Google TV

Sin duda es la opción más sencilla para disfrutar de Google TV. El último Chromecast lanzado por la compañía ofrece todas las ventajas del último sistema operativo y esa deseada independencia con respecto al smartphone que tanto se había demandado.

Además, aunque puede que no tenga un hardware con la misma potencia que podrían ofrecerte Smart TV de gama alta, lo cierto es que para el 90% de los usos que se hacen de estos dispositivos es más que suficiente. Porque para ver contenido 4K y HDR en plataformas como Netflix, HBO y similares tampoco es que se necesite un ordenador cuántico.

Sony y su apuesta por Google TV

Sony fue uno de los fabricantes que más pronto abrazó las ventajas de Android TV para potenciar sus televisores inteligentes. Es cierto que hasta entonces no habían tenido una plataforma sólida como sí tenían otras marcas tipo Samsung con Tizen o LG con webOS, pero podrían haber adaptado lo que tenían con Playstation.

Sin embargo, cuando Android TV vio la luz decidieron apostar por él y creémoos que fue todo un acierto. Ahora son los primeros en dar soporte a Google TV e incluso lanzarán actualizaciones para que modelos con Android TV puedan dar el salto al nuevo sistema y su renovada pantalla de inicio.

Estos son los televisores de Sony con Google TV:

Sony Bravia X80J y X85J

Estos dos nuevos modelos de Sony incorpora ya Google TV como sistema operativo. A nivel de prestaciones son básicamente el mismo televisor, también en temas de diseño y de ahí que junto a un panel 4K UHD con soporte HDR lo que los diferencie sean las pulgadas que pueden alcanzar.

El Bravia X80J está disponible en 50, 55, 65 y 75 pulgadas mientras que el X85J se va desde las 50 hasta las 55, 65, 75 y 85 pulgadas.

Sony Bravia XR X90J

Este televisor LED 4K pertenece a la gama más básica de Sony, aún así está habilitado con Google TV y eso es bastante interesante. Además, en términos de calidad tampoco es que esté nada mal y cuenta con un panel LED con sistema de iluminación trasera completo.

Disponible en varias diagonales que van desde las 50 hasta las 100 pulgadas pasando por 55, 65 y 75, es una propuesta a tener en cuenta.

Sony Bravia XR X92J

Disponible en cuatro diagonales (50, 55, 65 y 75 pulgadas) esta pantalla ofrece un panel Full Array LED con resolución 4K y soporte para imágenes de alto rango dinámico. Y sí, la parte de Smart TV está gobernada por Google TV como el resto de propuestas que puedes ver.

Sony Bravia XR X95J

De nuevo el X95J es un televisor con panel con tecnología OLED y resolución 4K que mejora respecto al anterior con el uso de nuevas funciones y características que garantiza o, al menos, busca una mejor calidad de imagen.

Disponible en 65, 75 u 85 pulgadas, si quieres una pantalla grande a un precio interesante para todo lo que ofrece, es una buena opción.

Sony Bravia XR Master Series Z9J

Con este Master Series Z9J ya pasamos a otra liga y nos vamos a la de los televisores de más gama alta de la marca. No es el que más, pero sí una pantalla sobresaliente en prácticamente todo y en particular en calidad de imagen. Una representación muy correcta en todos y cada uno de los aspectos claves de un televisor.

Como detalle curioso de esta pantalla es que incorpora un sensor capaz de analizar la temperatura de color de la habitación en la que se encuentra para ajustar balance de blancos. Es algo similar al True Tone de Apple y tiene su punto, aunque si eres purista y has calibrado por ti mismo el televisor, entonces no te interesará que esté activo.

Disponible en 75 y 85 pulgadas, sus dos diagonales ya indican que es un televisor sólo para unos pocos.

Sony Bravia XR A80J

Con un panel OLED con resolución 4K, esta es para muchos una de las mejores pantallas que se pueden comprar hoy en día. Y admitimos que sí, están en lo cierto. La calidad de imagen en contraste, brillo y color es increíble.

Además, aunque un buen sistema de sonido externo siempre será mejor, la tecnología de Surface Audio+ no está nada mal. La sensación de que el sonido se recibe directamente desde el frontal y no como rebote se agradece.

Está disponible en pantallas de 77, 65 y 55 pulgadas.

Sony Bravia XR Master Series A90J

Si la A80J ya era un pantalla de gran calidad, la Master Series A90J va un pasito más allá. Ambas comparten muchas tecnología, aunque en esta ocasión el panel ofrece un extra en temas de brillo que puede marcar diferencias en determinadas condiciones.

Por lo demás, es un televisor de grandes prestaciones y con diagonales de 55, 65 y 85 pulgadas.

El universo Google TV en televisores TCL

TCL no es un fabricante que disfrute de una gran popularidad como ocurre con Sony, pero aún así es importante en determinados mercados. Y en otros como el español cada vez se hace más notar con dispositivos cuyos precios son más asequibles para un gran número de usuarios.

En la actualidad es también uno de los fabricantes que más rápido ha anunciado el soporte que dará a Gogle TV. Entre sus modelos que ya incluyen el sistema operativo de Google están los siguientes.

TLC 4K QLED C725

Una de las propuesta más asequibles de la marca y con unas características interesantes como el HDMI 2.1, soporte para Dolby Vision y Dolby Atmos 3F. Además, su panel 4K con tecnología QLED ofrece un buen ratio de contraste y un brillo alto.

TCL 4K HDR P725

De una gama superior, este TCL P725 es un televisor cuyo principal atractivo está sin duda en el soporte para el refresco variable y la entrada HDMI que soporta hasta 120 Hz. Estos dos datos hacen que sea una opción interesante para exprimir todo el potencial de las nuevas consolas Xbox Series X y Playstation 5.

TCL 4K Mini LED C825

Su última propuesta es este TCL C825, un televisor que apostará por un panel MiniLED del que aún no hay muchos detalles, pero que podría suponer un antes y un después de cara a esa gama alta que también busca conquistar.

Otros dispositivos que tendrán Google TV

Como decíamos, habrá muchos más dispositivos con Google TV en cuestión de un tiempo. De los que ya se venden o lo llevan haciendo meses atrás (incluso cuando no había sido presentado el sistema) los más destacados son los que dan forma a la familia Nvidia Shield y algún que otro set top box.

Por el momento no actualizaciones oficiales, pero si cuenta con la última versión de Android TV sí que puede, como te explicamos, cambiar el launcher y tener una pantalla de inicio similar a la de Google TV.

Este proceso está explicado aquí y aún no siendo extremadamente sencillo, tampoco implica mucha complejidad si te desenvuelves medianamente bien con el uso de diferentes apps y servicios.

1 Comentario