La extraña satisfacción de ver fallar a otros: cuentas fail de Instagram

La extraña satisfacción de ver fallar a otros: cuentas fail de Instagram

Pedro Santamaría

Instagram es para algo más que una plataforma donde posturear y mostrar una realidad que para muchos no existe. También en un lugar donde otros tipos de cuenta que van más allá de las personales y de marca pueden generar su audiencia. Un claro ejemplo de esto son las cuentas Fail, un tipo de perfil que asegura risas, aunque sea a base de las desgracias ajenas. Hablemos acerca de qué son las cuentas Fail, cómo se originaron y por qué tienen tanto éxito.

Qué son las cuentas Fail de Instagram

Como ya podrás imaginar por su propio nombre, las cuentas Fail no son otra cosa que recopilaciones de  acciones o situaciones que no acaban como sus protagonistas imaginaron. O lo que es lo mismo, fallos estrepitosos que en ocasiones pueden resultar graciosos, pero que en otros un auténtico dolor si tienes un poco de empatía. Porque hay algunos golpes y caídas entre otras series de desgracias ajenas que te acabas doliendo a ti con sólo verlas.

A pesar de todo eso hay varios perfiles de este tipo que acumulan miles de seguidores a los que todo esto, visto desde una perspectiva cómica, les resulta interesante y se enganchan a ellos como quien lo hace a cuentas sobre fotografía, diseño, arte o cocina.

El origen de las cuentas Fail

Para hablar del origen de las cuentas Fail de Instagram hay que remontarse prácticamente a la década de los 90. Durante aquellos años donde las redes sociales ni existían y el acceso a internet era algo de unos pocos y el vídeo no era un formato que se usase por cuestiones de ancho de banda, tecnologías, etc. De ahí que en la televisión triunfase un formato que en el caso de España recibía el nombre de Vídeos de Primera.

Presentado en sus inicios por Alfonso Arús, este programa concurso se dedicaba a mostrar los vídeos que los espectadores enviaban al mismo y donde normalmente todo acababa con un golpe o caida. Así, el vídeo más divertido de todos se llevaba un premio en metálico, que en el primer estreno supuso un cuantía de 1 millón de las antiguas pesetas.

Lógicamente este programa no era algo nuevo ni inventado en España sino que lo importaron desde Estados Unidos. Allí triunfaba America’s Funniest Home Videos. Pues bien, las cuentas Fail no son ni más ni menos que la versión 2.0 de dichos programas. Y la diferencia es que ya no hace falta pedir a los usuarios que envíen sus vídeos porque es fácil encontrarlos publicados en diversas redes de internet, aunque puedan seguir haciéndolo si les interesa aparecer ahí a las direcciones de email que facilita.

Risas aseguradas a costa de otros

Repletas de caídas, fallos estrepitosos a la hora de realizar determinadas acciones, etc., estas cuentas Fail de Instagram tiene ese punto que engancha. Algo similar a los que ocurre con los vídeos de TikTok. La gran diferencia es que aquí parte de la diversión la proporcionan las desgracias que les suceden a otros usuarios, aunque también hay que decir que algunos se las buscan de forma clara.

Si eres usuarios de Instagram y hasta ahora no seguías ninguna cuenta Fail, tienes dos opciones: ignorarlas para no sentirte mal si alguno de sus contenidos te provoca alguna que otra carcajada o asimilar lo que son y entrar en una especie de agujero negro del que resulta complejo salir. Porque algo hay en el subconsciente humano que hace que ver fallar a otros provoque cierto placer.

View this post on Instagram

What are them shorts made from?

A post shared by Funny Fail Videos (@funfailclips) on

Lo que puedes ver arriba es un simple ejemplo de todo el contenido que este tipo de cuentas publica en sus perfiles. En algunas ocasiones son vídeos que se repiten, porque como ocurre con otros perfiles donde se publican memes, todo son contenidos publicados en otras plataformas o redes y reportados en Instagram.

Es probable que tú como usuario de Instagram prefieras consumir otros tipos de contenidos que aporten algo más. Pero de un modo u otro, que sepas que las cuentas Fail también existen en Instagram y si eres o eras un fan de esos vídeos de primera, ahí encontrarás material de sobra.