Cómo vender tu exitoso tweet como NFT

Cómo vender tu exitoso tweet como NFT

Carlos Martínez

Admítelo. El boom de los NFTs te ha pillado por sorpresa, pero con lo poco que has escuchado al respecto, no paras de darle vueltas sobre qué propiedad podrías vender a buen precio para sacarte unos euros (o alguna que otra fracción de Bitcoin). ¿Y si vendieras ese tweet que tan viral se hizo? Es tu oportunidad.

Pero, ¿qué son los NFT?

NFT

Las siglas de Token No Fungible (Non Fungible Token, en inglés) definen a algo no físico, normalmente digital, que representa algo completamente único, imposible de replicar o intercambiar. Esto podría sorprenderte e incluso podrías no entender cómo alguien pagaría por algo que no podría tener en su mano, pero ocurre.

De hecho, se ha generado tal burbuja en torno a los NFT, que hay ventas que han alcanzado cifras astronómicas, por lo que esta nueva manera de coleccionar de alto standing ha calado profundamente entre los magnates y no tan magnates.

¿Quién puede vender un NFT? ¿Y comprarlo?

Y es ahí donde entre en juego el interés por el concepto. Cualquier se animaría a conseguir dinero fácil con tal de vender algo que fuera digital, y esa es quizás la gran controversia que se está generando en torno a la idea. Hay subastas que han llegado a alcanzar cifras insultando por una pieza que representaba un cuadrado de un color del perfil RGB, algo que obviamente podrías hacer tú mismo en tu ordenador con Paint. Pero, ¿lo has hecho? No, ¿verdad? Pues alguien se te ha adelantado.

Las grandes casas de subastas como Christie’s se han subido rápidamente al carro del NFT, y han organizado subastas con resultados espectaculares por muchos activos digitales. Y cuando decimos espectaculares hablamos de cifras de millones de dólares, cantidades que suenan todavía más insultantes cuando descubres el tipo de obra por la que han pagado. Ya sabes eso de que el arte no entiende

¿Y si se duplican?

Obviamente estarás pensando que, si venden un archivo JPG por millones de dólares, este archivo se podría duplicar fácilmente para tener tantas copias como se quiesiera. No tan rápido. El conceto del NFT incluye la acción de tokenizar el activo, de forma que certificaríamos la propiedad con un certificado digital que garantizaría el origen del archivo y su única (y original) versión.

Y sí, ese archivo se podrá clonar miles de veces, pero el original y genuino estará en manos de su comprador para siempre.

¿Y si vendo un tweet?

Twitter

Es una opción. De hecho, ha ocurrido. Los tweets, al ser publicaciones únicas registradas en una cuenta de usuario, se consideran valores irrepetibles que podrían venderse como NFT, y eso es justo lo que decidió hacer el creador de la plataforma, Jack Dorsey, poniendo a la venta su primer tweet en la plataforma Valuables. El creador de Twitter decidió poner a la venta el primer tweet que publicó con su perfil el 21 de marzo del 2006 (ya ha llovido) , y las ofertas no pararon de aparecer, hasta que llegó el usuario SinaEstavi con sus 2.915.835,47 dólares para hacerse con la propiedad. El dinero, por cierto, fue destinado a una organización benéfica de África.

Lo interesante de todo esto es que el ganador de la puja no va a poder tener el tweet como tal en posesión (obvio teniendo en cuenta que hablamos de un NFT), pero es que tampoco lo puede tener en su cuenta de Twitter o en otro lugar similar. El tweet seguirá estando publicado en la cuenta de Jack Dorsey, sólo que oficialmente pertenece al nuevo comprador. Sí, esto de los NFT no lo entiende nadie, pero con los tweets funciona así.

¿Puedo vender mis tweets?

Así es, al igual que Jack, tu también vas a poder vender tus tweets con 2 likes y un retweet erróneo. No importa que sea un tweet poco viral u olvidado, el problema estará en ver quién lo compra, pero la intención la tendrás. Para hacerlo sólo necesitarás dos cosas: una cuenta en MetaMask y otra en Valuables.

Con MetaMask lo que conseguirás es tener una wallet digital basada en Ethereum con la que poder realizar la transacción en el momento que logres vender el tweet. No es algo que necesites en un primer momento, pero deberás de tenerlo a la hora que quieras salir corriendo con el dinero.

Crear wallet en MetaMask

Metamask

Para hacerte con una wallet de MetaMask es tan fácil como instalar su extensión oficial en tu navegador (compatible en Chrome, Firefox, Breve y Edge). Una vez que la instales, podrás crear un perfil para recibir la frase de seguridad de la wallet, la cual guardarás en un lugar seguro (o no podrás nunca extraer el dinero). Con la cartera configurada, ya tendrás parte del trabajo hecho.

Crear cuenta en Valuables

vender tweet

El siguiente paso es entrar en la tienda o casa de subastas de los tweets. Básicamente eso es lo que se hace en Valuables, ya que sólo tendrás que iniciar sesión con tu cuenta de Twitter para garantizar que eres el dueño de la cuenta. Tras hacer eso, Valuable permitirá que el resto de usuarios vean tus tweets y sean capaces de enviarte una oferta, la cual tendrás que valorar si aceptas o no.

Al contrario de otras casas de apuestas, las ofertas no tienen fecha de caducidad, por lo que tus tweets podrán estar siempre a la venta hasta que aceptes la oferta que te convenza.

Si lo que quieres es promocionar que estás vendiendo un tweet específico, el servicio te dejará un link para publicar en las redes sociales, de manera que puedas anunciar que estás vendiendo una de tus publicaciones al mejor postor.

¿Cómo saco el dinero?

Una vez que recibas la oferta y estés decidido a cogerla, deberás de aceptarla desde el panel de ofertas de tu cuenta de Valuables, y será ahí cuando el dinero viaje a tu cartera de MetaMask. Así de fácil habrás conseguido vender un tweet y sacarle el máximo provecho, aunque lo más difíciles será posiblemente llamar la atención del os posibles compradores. ¡Nadie dijo que hacerse rico fuera fácil!