Los mapas más grandes de los videojuegos

Los mapas más grandes de los videojuegos

Daniel Marín

A medida que han mejorado las consolas y los sistemas de almacenamiento, los mapas de los videojuegos han crecido de tamaño exponencialmente. Por poner un ejemplo, el mapa del GTA: San Andreas, nos pareció enorme en el año 2004, cuando salió el título de Rockstar Games al mercado. Tenía una extensión de 33 kilómetros cuadrados. Sin embargo, en la actualidad, el Grand Theft Auto más reciente, el GTA V, tiene una superficie de más de 130 kilómetros cuadrados. Todo esto, si combinamos las zonas transitables a pie o en vehículos terrestres y las partes acuáticas, que podemos surcar en barco, en lanchas o incluso nadando. Sin embargo, estos no son ni de lejos los juegos con los mapas más grandes que hemos visto. En este post haremos un repaso de los terrenos más gigantescos que conocemos en el mundo de los videojuegos.

¿De qué sirve un mapa gigante?

Un videojuego no es necesariamente mejor que otro por tener un mapa más grande. Sin embargo, cuando hablamos de títulos de mundo abierto, la capacidad de inmersión del videojuego mejora significativamente con un mapa extenso, donde tengamos que investigar y podamos perdernos entre sus barrios, bosques y poblados. Por supuesto, también entran en la ecuación otros factores. De nada sirve tener un mapa enorme si todas las calles siguen el mismo patrón repetitivo. O si nos marcan directamente la ubicación de los NPC que dan misiones en el mapa. La experiencia de perderse en un mundo virtual es solo satisfactoria si nos sentimos solos y alejados de las zonas que conocemos, y existe un aliciente para salir a investigar.

plaza cyberpunk 2077.

Sin embargo, un gran mapa también puede entorpecer al jugador si no hay contenido. Es uno de los aspectos más criticados de CyberPunk 2077, cuyos edificios están totalmente vacíos, y las misiones no son entregadas por personajes, sino por vía telefónica. Otro caso claro es el uso del viaje rápido. Si el jugador utiliza continuamente el teletransporte en lugar de explorar el mapa del videojuego, no importará cuán grande sea el terreno, pues será inútil. En este caso, los críticos de videojuegos suelen decir que se trata de un juego de «mundo abierto lineal», pues la única utilidad del mapa será unir las distintas misiones del juego, algo que podría hacerse con una simple lista.

¿Qué videojuego tiene el mapa más grande?

Medir la extensión de un terreno virtual no es sencillo, puesto que hablamos de tres dimensiones. Del mismo modo, no es lo mismo hablar de un mapa prediseñado que otro que se va generando de forma automática. En primer lugar, hablaremos únicamente de los mapas prediseñados, y al final comentaremos un poco las posibilidades de los mapas generados de forma procedural, es decir, los que están creados por algoritmos.

Para poner un poco de orden a la comparativa, nos centraremos únicamente en la superficie, ignorando la altura del mapa, pues no todos los videojuegos permiten la exploración vertical., aunque tendremos que hacer una ligera excepción en los juegos de exploración galáctica. También tendremos en cuenta únicamente juegos diseñados en 3D, para que la comparativa sea lo más justa posible. Establecidas estas bases, vamos a ello:

The Crew (5.180 Km2) y The Crew 2 (5.700 Km2)

mapa the crew

Basado en Estados Unidos, emplearás más de 45 minutos de tu vida en recorrer el mapa de original The Crew de costa a costa. Ambos son juegos de carreras. El primero tenía algunos toques de RPG y una historia criminal detrás bastante interesante, mientras que el segundo es más similar a Forza Horizon.

Fuel (18.130 km2)

fuel game map.

Es un juego de carreras de mundo abierto con estilo apocalíptico. En 2009, ganó múltiples premios por su enorme extensión de terreno. Sus creadores pensaron que sería interesante hacer un mapa enorme para que los jugadores aprovecharan el free roam, así como pasar de una carrera a otra esquivando los desastres ambientales del juego en lugar de pasar por una simple pantalla de carga.

Elder Scrolls II: Daggerfall (1.616 km2)

Elder Scrolls II: Daggerfall map

Aunque salió en el año 1996, Elder Scrolls II gana al mismísimo Skyrim en lo que a mapa se refiere. Sus gráficos no serán nada del otro mundo, pero el juego es más extenso que Inglaterra. El mundo es enorme, y puedes pasar cientos y miles de horas explorando todos los secretos que se esconden en el videojuego.

Elite Dangerous

elite dangerous map

En Elite Dangerous vamos a poder viajar por múltiples sistemas interplanetarios y librar todo tipo de batallas. Sus desarrolladores utilizaron medidas reales para crear el mapa, por lo que no podemos hablar de kimómetros cuadrados, sino de unidades astrofísicas. Podemos visitar unas 32 galaxias, estando la más lejana a casi 160 mil años luz.

Microsoft Flight Simulator (510.000.000 km2)

El simulador de vuelo de Microsoft es hoy por hoy el juego 3D con mayor extensión que puedes recorrer a día de hoy. La última versión de este videojuego de aviones, lanzado en 2020 no solo tiene un diseño absurdamente fotorrealista, sino que además, es tan extenso como nuestro propio planeta.

Mapas generados de forma procedural

Por otro lado, tenemos mapas que se van generando sobre la marcha, ya sea mediante algoritmos o inteligencia artificial. En estos casos, los límites están en la cantidad de datos que pueden manejar los ordenadores actuales, siendo el caso más extremo el de Minecraft.

No Man’s Sky

No Man's Sky Xbox Game Pass

Este juego de exploración y supervivencia que tanto dio que hablar en su día está basado en un sistema de generación procedural. Básicamente, lo que hacen los algoritmos del videojuego es seleccionar entre una serie de planetas, ecosistemas y animales y los combina para crear un universo cada vez que abrimos la partida. Calcular la superficie del universo explorable sería absurdo, pero sí que podemos cuantificar el total de planetas que podríamos llegar a explorar, que son ni más ni menos que 8.446.744.073.709.551.616. No obstante, el juego fue criticado por no tener variedad, lo que resulta bastante paradójico, aunque con los años, fueron puliendo el título hasta convertirlo en un juego bastante decente. O por lo menos, cercano a lo que habían prometido.

Star Citizen

star citizen.

Aunque el videojuego sigue en desarrollo, sus promesas apuntan directamente a colocar a este título en el podio. Es un simulador espacial con mecánica MMORPG en primera persona. La promesa es que el juego tenga una extensión final de 2 millones de billones de kilómetros cúbicos. Actualmente, el mapa mide 400 kilómetros por cada eje, por lo que tiene que conformarse con la segunda posición.

Minecraft (3.600.000.000 km2)

El juego con mayor extensión de terreno al que puedes jugar en la actualidad es Minecraft, y todo apunta a que seguirá siendo líder durante muchos años más. Este videojuego tiene una serie de algoritmos capaces de crear extensión de terreno de forma aleatoria. No es infinito, pero cuantificar la superficie se hace difícil sin algo con lo que comparar. Como una imagen vale más que mil palabras, lo mejor es que veas con tus propios ojos este breve vídeo en el que se compara la extensión máxima de un terreno de Minecraft con el tamaño del planeta en el que vivimos. Asusta, ¿verdad?

Otros juegos con mapas dignos de mención

Con juegos cada vez más extensos, no es de extrañar que títulos que hace años lideraban el ranking estén ahora completamente fuera del listado. ¿Te has quedado con ganas de más? Aquí van unas cuantas menciones de honor a juegos que no tienen el mapa más grande del mundo, pero que seguro que tienes curiosidad por saber la extensión de sus mapas y un vídeo final donde se comparan de manera bastante visual.

  • The Witcher 3: si sumamos todos sus DLCs, el área del juego se queda en 125 kilómetros cuadrados. El siguiente desarrollo de CD Projekt Red, CyberPunk 2077, tiene una extensión similar de unos 110 kilómetros cuadrados. No obstante, los que compramos el juego en su día esperamos y deseamos que en algún momento salga un DLC o algún contenido extra que nos permita volver a disfrutar la experiencia —eso sí, con menos bugs, a ser posible—.
  • Red Dead Redemption: la primera entrega tenía una extensión de 40 kilómetros cuadrados. Red Dead Redemption 2 duplicó el mapa con unos 75 kilómetros cuadrados.
  • Forza Horizon 4 y su monótono mapa de Inglaterra tiene un área de 72 kilómetros cuadrados, unos 12 más que su predecesor. Y esto, sin contar las islas de los DLC. La entrega más reciente, Forza Horizon 5, nos lleva a tierras mexicanas con un mapa de 107 kilómetros cuadrados.
  • The Legend of Zelda: Breath of the Wild: es el juego de Link con el mapa más grande que hemos podido ver hasta la fecha. Su mundo abierto tiene una extensión de 72 kilómetros cuadrados.
  • Skyrim: hace unos años habría estado en una posición alta del ranking, pero ahora solo puede conformarse con una mención de honor con sus 37 kilómetros cuadrados de mapa. Eso sí, sigue siendo un grandísimo juego.
  • Fallout 76: de un éxito de Bethesda nos vamos al título que salió rana. West Virginia, con una extensión de 62 kilómetros cuadrados no terminó de convencer a los supervivientes del apocalipsis nuclear. Su predecesor, Fallout 4, tenía un mapa con un terreno de 25 kilómetros cuadrados. Sin embargo, creo que todos nos conformamos con los 22 kilómetros cuadrados de Fallout: New Vegas, que marcaron el punto álgido de la franquicia.
  • DayZ: el survival tiene un impresionante mapa de 225 kilómetros cuadrados. Más que suficientes para poder mantenerte alejado de los zombies.
  • Assasin’s Creed: este juego podría dar para una sección entera, pero nos quedaremos únicamente con sus mapas más grandes. El récord se lo lleva Odyssey, con 256 kilómetros cuadrados (de los cuales, la mitad es agua). Le sigue Black Flag con 235 kilómetros cuadrados, también con bastante superficie oceánica. Valhalla tiene únicamente 22 kilómetros cuadrados de tierra, que combinados con el mar, hacen un mapa de 120 kilómetros cuadrados. Por último, Egipto tiene una extensión de 80 kilómetros cuadrados en Origins.
  • Far Cry: Esta prolífica saga tiene unos cuantos títulos ya a sus espaldas.. Far Cry 6 tiene un mapa de unos 88 kilómetros cuadrados, tamaño que supera holgadamente los 60 kilómetros cuadrados de Far Cry 5. La cuarta entrega de la saga tenía unos 46 kilómetros cuadrados. Sin embargo, Far Cry 3, que para muchos es el mejor título de esta franquicia, tenía un mapa mucho más pequeño, de unos 20 kilómetros cuadrados si se sumaba junto al territorio de las Rook Islands.
  • Ghost Recon Wildlands: esta entrega, basada en Bolivia, tiene un mapa absolutamente espectacular de 440 kilómetros cuadrados, con una orografía impresionante y un montón de carreteras para perderte con tu Jeep militar entre misión y misión.
  • Ghost Recon Breakpoint: su mapa tiene una extensión de 2.022 metros cuadrados.
  • Just Cause 4 no podía quedarse fuera de este apartado con su gigantesco mapa de 1.024 kilómetros cuadrados.
  • Elden Ring: el juego de mundo abierto de Hidetaka Miyazaki no tiene un mapa especialmente enorme —si lo comparamos con otros juegos de esta lista, claro—. Sin embargo, sus 79 kilómetros cuadrados están repletos de contenido y vida. El juego permite horas y horas de exploración. Estos son algunos de los motivos clave que han propiciado que este título, que aparentemente, era de nicho, se haya convertido en uno de los mayores éxitos de FromSoftware.
  • Xenoblade Chronicles: los Xenoblade siempre han tenido mapas especialmente grandes. El más extenso de todos lo tenemos en el Xenoblade Chronicles X, que salió para Wii U. Tiene una extensión de 399 kilómetros cuadrados.
  • Final Fantasy XV: tampoco se queda corta esta entrega de una de las franquicias más exitosas de la historia del videojuego. Final Fantasy XV tiene un mundo abierto de unos 1.813 kilómetros cuadrados.
¡Sé el primero en comentar!