Amazon responde al peligrosísimo challenge que Alexa propuso a una niña

Amazon responde al peligrosísimo challenge que Alexa propuso a una niña

Isaac García

Si creías que solo TikTok era el hogar de los desafíos peligrosos (además de estúpidos) te equivocas. Porque su nueva casa es tu propio hogar, ya que Alexa le propuso a una niña británica de 10 años un desafío que podía haberla dejado muy malherida, o algo peor… Te contamos todos los detalles de la historia y qué ha hecho Amazon al respecto con los altavoces Echo.

Cuando creías que con desinstalar TikTok te habías librado de todos esos challenges peligrosos y sin sentido, el enemigo se cuela en casa.

Un altavoz Amazon Echo estaba jugando con una niña británica de 10 años, retándola con desafíos inofensivos cuando, de pronto, se produjo una escena que parecía la de una película de terror.

Como si las máquinas hubieran empezado su rebelión y esto fuera el prólogo de Matrix, le propuso hacer algo que podría haber acabado muy mal.

Qué ocurrió con Alexa y el peligroso desafío que propuso a una niña

La madre de la chiquilla, Kristin Livdahl, describió el incidente en Twitter, incluyendo también una captura que demostraba la veracidad del incidente.

No te preocupes, que te contamos con detalle lo que ocurrió, en las palabras de la propia madre a la BBC:

«Estábamos haciendo algunos desafíos físicos, como tumbarse y rodar manteniendo en equilibrio un zapato sobre el pie […] Hacía mal tiempo afuera y la niña, simplemente, quiso otro desafío».

Fue entonces cuando su altavoz Echo sugirió participar en un reto que había «encontrado en la web». Se trataba de conectar un aparato con enchufe a la red, pero no introducir del todo dicho enchufe. Después, la niña debía coger una moneda y tocar con ella la parte que quedara expuesta de las patillas.

La peligrosa actividad, conocida como «El reto del centavo», comenzó a circular hace más o menos un año por TikTok (obviamente), así como por otras redes sociales.

Los metales conducen la electricidad y su introducción en los enchufes con corriente puede provocar descargas eléctricas, incendios y otros daños, tanto personales como materiales.

Alexa

De hecho, dependiendo de la corriente y el enchufe, esos daños pueden ser graves, como perder un dedo, quedar inconsciente del calambrazo… o peor.

La madre de la niña tuiteó que intervino, gritando: «¡No, Alexa, no!».

La intervención de Amazon tras el incidente

Nada más compartir la experiencia en la red, Amazon intervino a través de su cuenta de Twitter. Eso sí, dando una respuesta que lleva al formulario genérico de quejas por Twitter. El mismo que si hubiera perdido un paquete por el camino:

Sin embargo, la cosa no quedó ahí y, al parecer, Alexa y los altavoces inteligentes han sido actualizados para impedir que suceda algo similar de nuevo.

También en declaraciones a la BBC, la empresa creadora de los Echo afirmó que: «Tan pronto como tuvimos conocimiento de este error, tomamos medidas rápidas para solucionarlo».

Así que parece que, al menos por ahora, todo ha quedado en un susto sin consecuencias, aunque no sabemos si habría sido así en caso de que la madre hubiera estado ausente.

De momento, la rebelión de las máquinas ha sido atajada una vez más, pero el episodio ha sido bastante inquietante.

Fuente > BBC

¡Sé el primero en comentar!