Huawei Vision S, una Smart TV con la que no podrás ver la televisión

Huawei Vision S, una Smart TV con la que no podrás ver la televisión

Pedro Santamaría

Un Smart TV que realmente no es un Smart TV. O dicho de otro modo, el primer televisor de Huawei en España no es una tele sino más bien una pantalla conectada que junto a algún que otro detalle quiere conseguir que apuestes por ella y le hagas un hueco en tu salón. ¿Es la Huawei Vision S un producto con futuro?

La tele que no era una tele

Junto a un amplio repertorio de nuevos productos Huawei presentó uno muy especial por lo que supone y no por lo que es. Porque realmente no es lo que de primeras parecería o creerías, pero deja que te expliquemos.

Huawei Vision S es el nombre de la nueva propuesta del fabricante dentro del sector de los Smart TV, aunque llamar televisor inteligente a una pantalla que no cuenta con sintonizador TDT igual no es lo correcto. Porque efectivamente, con este televisor no podrás ver ninguna de las cadenas habituales que con cualquier otro modelo sí puedes ver.

Claro que igual para ti eso no supone ningún problema, pues desde que compraste tu Smart TV aún no has sintonizado la señal TDT porque todo el contenido que consumes es a través de plataformas de streaming tipo Netflix, Disney+, Prime Video, HBO, YouTube, Twitch, etc.

Aún así es cierto que choca mucho que intenten llegar a un mercado que pese a todo lo que ha avanzado en estos temas sigue consumiendo mucha TDT. De todos modos será cuestión de tiempo el ver qué aceptación tienen y si logran darle un pellizco a esa cuota de mercado que ahora mismo controlan marcas como Samsung o LG principalmente.

De modo que siguiendo con el resto de apartados, ¿qué hace atractivo a estos nuevos televisores de Huawei? Pues bien, para empezar se trata de pantalla que están disponibles en dos diagonales: 55 y 65 pulgadas. Dos tamaños que son ahora mismo los más habituales y demandados por prácticamente cualquier usuario. Porque es cierto que son diagonales generosas, pero incluso en habitaciones pequeñas te acabas acostumbrado y siempre es mejor disfrutar de una imagen a lo grande que luego sentir que te quedaste corto.

Los dos modelos cuentan con resolución 4K, soporte para contenido HLG y HDR10 así como una tasa de refresco de 120 Hz, pero ojo que no cuenta con HDMI 2.1 por lo que no podrás aprovechar la máxima calidad que ofrecen dispositivos como PS5 o Xbox Series X a la hora de correr sus juegos.

Del resto de especificaciones poco que comentar, el sistema operativo que integra es Harmony OS, cuenta con 3GB de memoria RAM y 16GB de almacenamiento, 3 conectores HDMI 2.0, ethernet, un puerto USB 2.0, coaxial, puerto de auriculares además de 2 altavoces de 10W más dos tweeters de 10W y una cámara frontal.

Sí, este televisor o pantalla de Huawei integra su propia cámara frontal de 13 MP que permite capturar vídeos a una resolución máxima de 1080p a 30 fps.

Una pantalla para un ecosistema que arranca ahora

Como podrás intuir si sigues de cerca el mundo de la actualidad tecnológica y de los smartphone en particular, esta nueva pantalla de Huawei realmente es un producto para todos aquellos usuarios que apuesten por HarmonyOS y el ecosistema que quiere crear Huawei entorno al sistema operativo que llevan tiempo desarrollando.

Si lo conseguirán o no es algo que no sabemos, porque el veto de EEUU que le impide usar los servicios de Google le sigue pensando en determinados mercados como el español. De modo que aún siendo un producto competitivo, muchos no llegará a apostar por él. Menos aún si comparas un poco y ves que a nivel de especificaciones hay modelos de marcas como LG o Samsung que cuestan igual o menos y ofrecen más. De partida un sintonizador TDT y luego un mayor soporte de aplicaciones de streaming.

Por tanto, aunque detalles como la webcam integrada puedan resultar llamativos y esa promesa de una gran integración con el resto de productos también, hasta que no lo demuestren no dejarán de ser productos atractivos, pero nada más.

Además, para volver a posicionar sus productos como alternativas en cada uno de los sectores que trabaja, lo primero que debería lograr Huawei es volver a tener autoridad en el sector móvil. Y eso, de nuevo, será complicado mientras mantenga la prohibición de incluir los mencionados servicios de Google.

Precio y disponibilidad

Disponibles a partir del 10 de junio, los precios de estos dos modelos de Huawei Vision S serán de 799 y 999 euros respectivamente para la pantalla de 55 y 65 pulgadas. ¿dDemasiado alto? Pues posiblemente sí, porque por ese precio hay propuestas muy interesantes ya. Aunque para darle un poco más de atractivo, durante los primeros días habrá un descuento de 150 euros sobre el precio indicado.

Si eres un early adopter de manual y fan de Huawei, aprovecha el momento. En caso de no ser así, mejor esperar a ver realmente qué ofrece, cuál es la experiencia y hasta qué punto aporta valor al día a día de cada usuario.