Este nuevo televisor 8K de LG cuesta casi dos millones de euros

LG lanzó una nueva línea de producto que está centrada en potenciar la experiencia de cine en casa, pero no se trata de nada relacionado con el sonido sino con la imagen. La nueva serie de televisores DVLED de LG es capaz de ofrecer pantallas con resolución 8K y hasta 325 pulgadas.

Una pantalla de cine en casa

A la hora de disfrutar de una experiencia de cine la mejor opción sigue siendo principalmente el uso de un proyector 4K. Porque, a pesar de la bajada de precio de los televisores de grandes pulgadas, comparativamente siguen siendo mucho más económicos y permiten fácilmente el llegar a las 100 o 120 pulgadas.

Sin embargo, parece que para LG el uso de proyectores no es lo ideal y como ellos se dedican a fabricar teles han pensado por qué no hacer una monstruosidad de pantallas gracias a tu tecnología DVLED (Direct View LED). Esta se basa en diodos LEDs que son capaces de trabajar de forma independiente para entre todos los que conforman el panel lograr una imagen con resolución de hasta 8K. Similar a microLED, pero sin ser exactamente lo mismo.

Es decir, sería algo muy similar a lo que ya han ido ofreciendo en sus propuestas para vayas publicitarias y también a lo que ofrecen otras marcas como Samsung con su The Wall o Sony con la línea Crystal LED. Sólo que aquí lo llamativo es que se podrá llegar a diagonales monstruosas.

Y es que esta nueva línea de pantalla LG DVLED estarían disponibles en 108 pulgadas como tamaño inicial y hasta 325 pulgadas para la propuesta de mayores dimensiones. Eso sí, para ese último modelo tendrás que tener una pared libre de prácticamente 9 metros de diagonal como mínimo y también el dinero suficiente para poder pagar por ellas. Porque, según algunas especulaciones, esta pantalla podría llegar a tener un precio de 2 millones de dólares prácticamente.

LG DVLED, características

Esta propuesta de LG aún está por llegar y, como ha hecho en otras ocasiones la marca, ahora mismo es sólo un avance de algo en lo que trabajan. Así que a falta de otros detalles y características, los datos más importantes de las mismas son:

  • Paneles Direct View LED
  • Diagonal entre 108 y 325 pulgadas
  • Soporte para resoluciones 2K y 8K
  • Relación de aspecto 16:9 y opción de 32:9 gracias a su propia modularidad
  • plataforma Smart TV webOS

Según la diagonal la resolución puede variar. Por ejemplo, según el cuadro compartid por LG, entre 107 y 196 pulgadas los modelos tendrían resolución 2K, entre 163 y 393 pulgadas se llegaría a 4K y el modelo de 325 pulgadas tendría 8K.

Como puedes ver, a nivel de prestaciones son muy similares a las de otros televisores para el usuario de consumo actual. La diferencia está en la tecnología del panel, pero poco más.

Para quién son las pantalla LG DVLED

Teniendo en cuenta que el modelo de mayor diagonal de pantalla podría costar cerca de dos millones de euros, ¿quién compraría una pantalla de este tipo? Pues prácticamente la misma gente que otras opciones como el televisor enrrollable de LG, The Wall de Samsung, etc.

El usuario que tenga capacidad económica para poder pagar por este tipo de televisores será el público al que apunta LG. También porque al tener dinero para poder comprarla se presupone que también lo ha tenido para vivir en una casa lo suficientemente amplia como para poder encajarla.

No obstante, la idea detrás de estos televisores no es otra que sustituir los proyectores de gama más alta. Al evitar pantalla y otros inconvenientes que todos estos sufren, el poder tener una pantalla que prácticamente es la de un cine resulta atractivo. Es más, el modelo de 325 pulgadas estaría cerca de muchas pantallas instaladas en cines, aunque lejos de las más grandes que suelen rondar las 500 pulgadas.