NVIDIA es capaz de recrear Pac Man con sólo ver cómo se juega

NVIDIA es capaz de recrear Pac Man con sólo ver cómo se juega

Pedro Santamaría

Aprovechando el cuarenta aniversario de Pac-Man, NVIDIA anunció que su inteligencia artificial GameGAN logró recrear desde cero este clásico de los vídeojuegos. Algo que podría parecer poca cosa teniendo en cuenta que no es un juego muy complejo, pero lo hizo tras sólo jugar 50.000 partidas y sin necesidad de generar código algo. ¿Cómo? Pues simplemente observando y con redes neuronales opuestas.

GameGAN y su recreación de Pac-Man

Hace unos días que Pac-Man cumplió 40 años y para celebrarlo, aunque más bien esto es como un homenaje, NVIDIA llevó a cabo una demostración del potencial que tienen sus redes GAN (Generative Adversarial Networks) recreando el clásico videojuego de un modo bastante sorprendente.

Las redes GAN permiten crear un tipo de inteligencia artificial que usa dos redes antagónicas u opostas. Pues con una de ellas llamada GameGAN fue capaz de llevar a cabo una recreación desde cero de Pac-Man. Para lograrlo lo único que necesitó fue observar a través de 50.000 partidas cómo se jugaba. Una vez hecho y comprendida la mecánica, ya estaba todo hecho.

Vale, es cierto que Pac-Man no es el juego más complicado de todos, pero tiene sus entresijos y detalles que hay que considerar para poder llevar a cabo una réplica decente. Por ejemplo, que cuando pasa por encima de una de las bolas o puntos se lo ha de comer y que las pares no pueden ser traspasadas libremente.

Claro que, como la propia compañía comentaba, lo llamativo de GameGAN es que es la primera red de este tipo capaz de emular el funcionamiento o comportamiento de un motor de videojuegos sin generar código alguno. Es decir, no hay línea de código alguna que se esté ejecutando y lo que ves son imágenes que se generan en tiempo real, manteniendo la coherencia con los movimientos que se están realizando.

Del videojuego a múltiples aplicaciones

GameGAN no es la primera de estas IA que hace uso de redes opuestas. Hace tiempo que vimos otras propuestas, también de NVIDIA, que buscaban ofrecer soluciones a través del mismo tipo de técnicas. Por un lado estaba Ganimal, un proyecto que permite transformar tu mascota en otro animal. Por ejemplo, podrás ponerle orejas de conejo a tu perro o gato.  Y por otro teníamos a Gaugan, otra red a la que sólo le tenemos que dar una serie de trazados y ya se ocupará por si sola de generar paisajes fotorealistas.

Inteligencias artificiales como GauGAN y otras similares surgen con una idea que va mucho más allá de la demostración llamativa, esa que siempre se realiza con el objetivo de dar a entender a todos del potencial que tienen. Y es que, estas propuestas se pueden aprovechar para tareas mucho más exigentes y avanzadas.

Por poner algunos ejemplos, no sólo podrían usarse para emular otros vídeojuegos clásicos o generar niveles en otros títulos más complejos de forma automática, también pueden tener una utilidad muy importante para enseñar a otras inteligencias a comportarse y reaccionar en tareas tan dispares como la conducción autónoma o situaciones donde haya que tomar decisiones teniendo en cuenta el entorno.

Por cierto, si quieres jugar a Pac Man desde el navegador, Google tiene su propio doodles.